Economía

Latin America confronts food waste
Latinoamérica se enfrenta al desperdicio de comida
26 de Mayo de 2015


Algunos países tienen bancos de alimentos que tratan de recuperar la comida y evitar que culminen en la basura.


Foto: Cortesía 

Diez veces se podrían alimentar a los hambrientos en América Latina y el Caribe con la cantidad de comida que se desperdicia.

Redacción Economía-EFE


América Latina y el Caribe son responsables del 6% de los alimentos que se desperdician cada año en el mundo, lo que bastaría para alimentar a casi diez veces el total de personas que sufren hambre en la región, reveló ayer un informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).


Según los antecedentes de la FAO, en México se pierden, en promedio, el 37% de los alimentos con los que se podrían alimentar a más de siete millones de personas.


“La buena noticia es que tanto la Celac (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños) como los países, las organizaciones privadas y consumidores están reaccionando frente a este fenómeno”, explicó Raúl Benítez, representante regional de la Organización.


En ese sentido, sólo en 2013 la Red Global de Bancos de Alimentos recuperó 190.000 toneladas de estos en la región, que fueron distribuidos a más de 12.000 organizaciones de quince países.


De hecho, a modo de ejemplo, Benítez destacó que la Asociación de Bancos de Alimentos en Colombia rescató 18.000 toneladas de estos en 2014, suficientes para atender a 400.000 personas.


En Costa Rica, por su parte, conformó una red para la disminución de pérdidas y desperdicios alimenticios, que incluye trece instituciones públicas y trabaja en un plan de acción nacional.


Así mismo, la FAO y la Celac desarrollan actualmente un trabajo con varias naciones de Latinoamérica, en busca de aplicar buenas prácticas agrícolas y veterinarias durante la fase primaria de producción, fomentando estrategias de conservación de los productos de la agricultura familiar e implementando mejoras necesarias a las infraestructuras de transporte y del mercado.


Con esta serie de acciones la Celac sigue trabajando en la meta de eliminar el hambre de la región en los próximos diez años.