Columnistas

Inmejorable candidato
Autor: Jaime A. Fajardo Landaeta
4 de Mayo de 2015


Es un ejemplo para el país político el transparente ejercicio democrático que permitió definir al candidato único del Partido Liberal a la alcaldía de Medellín.

Mes y medio se tomó la encuestadora Ipsos Napoleón Franco para concretar 1.500 encuestas, en comunas y corregimientos, formulando preguntas que cada entrevistado respondía en 20 minutos. El sondeo buscaba establecer las preferencias entre los aspirantes Bernardo Alejandro Guerra y Aura Marleny Arcila (concejales en ejercicio), Libardo Álvarez (exconcejal) y Eugenio Prieto Soto, quien salió ganador.


Esta metodología garantiza transparencia y pone en práctica un modelo participativo imposible de manipular en favor de algún aspirante; además, la ciudadanía se siente consultada e involucrada, así no ocupe cargos de dirección. También se asegura que la decisión no podrá ser ignorada por ningún miembro o directivo de la colectividad. La unificación de los cuatro precandidatos concentra más del 25 % de la intención de voto, que era el porcentaje que ellos sumaban según recientes encuestas.


El partido sale fortalecido al optar por un candidato de amplia experiencia en la administración pública y con fuerte arraigo popular. De paso, se frenaron las pretensiones de un sector del partido de propiciar su división y tratar de escindir la perspectiva de que la Unidad Nacional cuente con candidato propio.


Otro efecto de esta definición electoral es que, de entrada, cuatro concejales activos estarían del lado de dicho proyecto y por ende contaría con el aval de la senadora Sofía Gaviria y del representante a la Cámara Iván Darío Agudelo, dirigentes que capitalizan gran respaldo popular en Medellín y Antioquia.


Prieto Soto fue gobernador (e) de Antioquia cuando reemplazó a Guillermo Gaviria Correa, secuestrado y asesinado por las Farc luego de encabezar una marcha por la Noviolencia hacia el municipio de Caicedo. También ha sido senador de la República, gerente del Instituto de Desarrollo de Antioquia (Idea) y diputado, entre los cargos más destacados. Corta reseña que pone en evidencia su dilatada trayectoria e idoneidad, con miras a la confrontación con los candidatos que buscan el primer cargo de la capital paisa. La huella de su gestión también tendrá peso definitivo en este debate electoral, pues miles de residentes en Medellín oriundos de los municipios seguramente lo apoyarán, como reflejo de sentimientos de gratitud en deuda. 


Por igual cuenta con un gran reconocimiento en otras colectividades, lo que permite avizorar una candidatura plural e incluyente, según la bandera que siempre ha agitado Prieto Soto. Este ejercicio de transparencia y participación debería ser recogido por otros movimientos políticos, para superar costumbres dañinas en la selección de candidatos.


Bien por el Partido Liberal y por la Unidad Nacional que reconocen el liderazgo del presidente Santos y la lucha por la paz, bandera de primer orden para definir este escenario democrático en una ciudad golpeada por la violencia, pero que lucha por consolidarse como gran metrópoli.