Economía

Child labor diminishes but alarms
Trabajo infantil disminuye pero alarma
Autor: Federico Duarte Garcés
19 de Abril de 2015


La ciudad con la tasa más alta es Pasto con el 9,3% y la más baja la tiene Manizales con 2,2%.


Durante la única semana de receso escolar en octubre pasado, Andrés y Felipe* trabajaron. Un sábado como ayer, mientras buena parte de los estudiantes de preescolar, primaria y bachillerato de todo el país iniciaban su período de vacaciones en diferentes actividades recreativas, los dos hermanos menores, de nueve y once años respectivamente, se dedicaban a ofrecer chicles entre los transeúntes del bulevar de la 70. 


Esa noche también jugaba Atlético Nacional. Por cada local en el que pasaban, con caja de Chiclets en mano, se filtraban entre la muchedumbre para tratar de apreciar la pantalla del televisor en que reproducían lo sucedido en el estadio, ubicado a tan sólo unos metros de donde se encontraban. Su mamá los miraba de reojo desde una banca a un costado. 


“Si preguntan dónde está la mamá les dice que está aquí, solos no, conmigo”, le inculcaba al mayor que sostenía la caja con algunas cajitas de Chiclets vacías dentro, producto de unas cuantas ventas en que retornaron el producto y unos cuantos pesos de cambio. 


A partir de estas, el menor, Felipe, elaboraba ciertas figuras de origami, al tiempo en que la joven madre comentaba que era la primera salida con él. En otras ocasiones su compañía ha sido Andrés, quien por lo regular baja con ella desde su casa en La Honda, en la Comuna 3, de Manrique, donde la mayoría de la población está compuesta por desplazados, así como los llamados destechados, y en general personas que han sido expulsadas hacia la periferia por los altos costos de vida de la ciudad. 


De esta forma, los dos hermanos morenos, que pasan a jugar con una botella de plástico apenas dejan la caja de chicles sobre el regazo de su mamá, se han sumado a una población estudiada por la Conferencia Internacional de Estadísticas del Trabajo (Ciet) desde 1982: niños, niñas y adolescentes trabajadores (NNA), que según el Ministerio de Trabajo llegaron a 1’039.000 en el país el año pasado. 


Niños trabajadores


Aquellos niños, niñas y adolescentes de 5 a 17 años de edad que trabajan con respecto a la población total constituyen la tasa de trabajo infantil (TTI). Esta pasó de 9,7% en el trimestre octubre – diciembre de 2013 a 9,3% en el mismo período del año pasado, según el último informe del Dane. 


Este indica que para la población de 5 a 14 años, que incluye tanto a Andrés como a Felipe, la TTI fue 5,4%, lo cual representó una disminución de 0,2% frente al mismo trimestre del año anterior. 


Al enmarcarse el territorio en el que viven dentro de la definición del Dane de “centros poblados rural disperso” habría que constatar una disminución de esta tasa del 15,8% en 2013 a 15,1% en 2014. Sin embargo, al caracterizarlos según la zona de su desempeño laboral, es decir dentro del índice para el total de las trece ciudades y áreas metropolitanas, se comprueba un aumento del 6,0% al 6,6% entre ambos años.  


Para el viceministro de Relaciones Laborales, Enrique Borda Villegas, estas cifras reflejan una disminución sostenida de la TTI, y van en consonancia con la meta del Plan Nacional de Desarrollo para reducir dicho indicador al 7,9% al final del cuatrienio. 


La rama de actividad que concentró el mayor número de NNA trabajadores fue comercio, hoteles y restaurantes con 38,2%, la cual registró un aumento del 5,3%. Y es justamente esto lo que más se percibe al pasar por la misma zona que tanto ayer como en el último trimestre habrán transitado otros Felipe y Andrés. 


*Nombres modificados por protección del menor.



Red contra el trabajo infantil

A finales del año pasado nació la Red Colombia contra el Trabajo Infantil, iniciativa liderada por el Ministerio de Trabajo, apoyada por la Organización Internacional de Trabajo (OIT), el Pacto Global Colombia y varios aliados estratégicos que busca ser un referente regional de alianzas público- privadas en materia de prevención y erradicación del trabajo infantil, que evidencie con acciones concretas el liderazgo que tiene el Gobierno Nacional en la difusión de buenas prácticas, en la cual están comprometidas catorce empresas.