Economía

How to measure misery?
¿Cómo medir la miseria?
17 de Marzo de 2015


El próximo viernes el Dane publicará el informe de pobreza monetaria y multidimensional del 2014.


Redacción Economía


"La inflación es una enfermedad que puede arruinar a la sociedad”, es una frase del fallecido economista estadounidense Milton Friedman, Nobel de Economía en 1976, que en las últimas semanas ha reaparecido en diferentes medios de prensa del mundo, sobre todo en los que encabezan la lista de Las quince economías más miserables en el mundo. Ese el título del artículo publicado por Bloomberg, una de las agencias de noticias financieras más prestigiosas, que parte del pensamiento de Friedman para elaborar el ranking anual que este año incluyó en el puesto doce a Colombia. 


“Añadir el aumento del desempleo para el diagnóstico le atribuye un término más bien de carácter no técnico para el efecto debilitante en las personas: la miseria”, continúa la nota de Bloomberg, en la cual plantea que el listado proviene de una “simple ecuación”: la suma de la tasa de desempleo y el cambio en el índice de precios al consumidor. 


“Eso me pareció supremamente raro, porque si hemos avanzado es precisamente en esos dos rubros, en desempleo y en inflación”, fue la respuesta unos días después del ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, quien añadió: “No sabemos cómo construyó esta lista (...) porque cuando uno coge los datos que están en el informe sobre el panorama económico mundial del Fondo Monetario Internacional, nosotros somos número 34”. 


“Pero lo más importante es que nunca antes, ¡óigase bien!, en la historia de Colombia habíamos tenido esos dos indicadores (inflación más desempleo) tan bajos”, aseguró a continuación Cárdenas. Este indicó que en 1990 la suma de la inflación más desempleo se encontraba en el 40%, y que en el 2013 esta bajó al 10%. “Es decir, estamos en los mínimos históricos”, subrayó. 


Múltiples variables


A juicio del especialista en Política Económica de la Universidad Eafit, Jesús Botero García, este es un “índice simplista” que no habría que tomar muy en serio. 


De acuerdo con el profesor de la Universidad de los Andes, Andrés Álvarez, las dos variables incluidas en el índice de miseria son fundamentales al referirse a la estabilidad y el desempeño macroeconómico de un país que deben mirarse por su evolución en el tiempo, no sólo en un año. 


Asimismo, para Álvarez, quien es doctor en Economía de la Universidad de París, si bien el término de miseria fue acuñado para advertir un fenómeno que afectaba las economías desarrolladas con gran inflación, para las economías en desarrollo esta tiene que ver también con problemas de pobreza e índices que revelan qué tanta parte de la población está por debajo de un cierto nivel de ingresos y qué tanta puede vivir en condiciones dignas.   


“Si se quiere medir la miseria muy probablemente sea mejor mirar índices de este estilo; uno en particular que Colombia ha adoptado últimamente, que son índices en los que se hace análisis de diferentes variables con diferentes componentes, no sólo el nivel de ingreso de la población sino índices multivariables que tratan de mirar qué tanta parte de la población está privada de diferentes elementos... y estos índices multivariados están mostrando también que Colombia ha logrado reducir su pobreza absoluta”, asegura el profesor Álvarez. 


Hace un año, un informe del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane) reveló que el índice de pobreza en Colombia bajó a 30,6% en 2013, lo que representó una reducción en el número de pobres de 820.000 personas. 


“La mayor reducción de la pobreza se registró en la zona rural con 410.000 personas. Esto representó una reducción de cuatro puntos porcentuales”, señaló entonces el actual director del Dane, Mauricio Perfetti. 


“¿Por qué diseñar una nueva metodología para la medición de la pobreza en Colombia?”, fue el punto de partida de un seminario en 2012 sobre este tema organizado por la Misión para el Empalme de las Series de Empleo, Pobreza y Desaigualdad (Mesep), creada en 2009 con el propósito de restablecer la “comparabilidad” de las series de indicadores de mercado laboral, pobreza y desigualdad. 


En el año de aquel seminario, el Dane estableció en un comunicado de prensa dos formas que oficialmente  hay  para  calcular  la  pobreza  en  Colombia. La primera es el cálculo a partir de los ingresos monetarios de los hogares, conocida como pobreza monetaria. La segunda es  el  Índice  de  Pobreza  Multidimensional (IPM), el cual evalúa cinco dimensiones donde los hogares colombianos podrían estar en privación. 


“Ambas medidas  son  complementarias  y  no  excluyentes,  son  mediciones desde ópticas diferentes del mismo fenómeno”, aseveró el Dane.  



Índice de Miseria

El Índice de Miseria es un indicador económico creado en 1970 por el economista norteamericano Arthur Okun, el cual muestra los éxitos o fracasos de la política macroeconómica. Basado en el trabajo de este autor, en 2014 Steve Hanke, de Johns Hopkins University, publicó un estudio inherente al Índice Mundial de Miseria que incluía otras variables, como las tasas de interés activas y el crecimiento anual del PIB per cápita. Allí se definió a la miseria como el efecto que tiene el deterioro de las variables económicas claves en la calidad de vida de los ciudadanos de 89 países. Venezuela, tal como en el ranking de Bloomberg, lidera la lista mundial, mientras Colombia se encuentra en la posición 12 en el listado de países de América Latina.