Economía

Relaciones diplomáticas colombo-chinas implicaron ruptura con Taiwán
12 de Marzo de 2015


“China acepta tener relaciones diplomáticas con un país si este no tiene o rompe sus relaciones con Taiwán”, afirmó Xu Shicheng, investigador del Instituto de América Latina de la Academia China de Ciencias Sociales.



Cortesía U. N.

Agencia de Noticias U.N.


“La visita del presidente Richard Nixon a Pekín, estimuló a varios presidentes latinoamericanos a establecer relaciones diplomáticas con China”, recordó Xu Shicheng, investigador del Instituto de América Latina de la Academia China de Ciencias Sociales.


A pesar de que la visita del presidente de Estados Unidos fue en 1972, las relaciones con este país iniciaron en 1979. Después vino Ecuador y Colombia en 1980, Bolivia en 1985 y Perú, que inició contactos en 1974.


Durante la conferencia ofrecida por el experto en la primera sesión de 2015 de la Cátedra China, se estableció que antes de que Colombia tuviera relaciones diplomáticas con el país conocido como el gigante asiático, las tenía con Taiwán.


“China acepta tener relaciones diplomáticas con un país si este no tiene o rompe sus relaciones con Taiwán”, afirmó el profesor. 


El movimiento geopolítico con las economías asiáticas coincidió con la reforma de apertura que inició China en 1980, donde este país, que ocupa el primer lugar en número de habitantes (1.370 millones) y es uno de los más grandes del mundo (9.572.000 Km2), abrió las puertas para las demás naciones. 


El acercamiento entre Colombia y China se explica, en parte, por el establecimiento y uso de una visión mucho más pragmática que ideológica del proceso de inserción internacional de ambos países.


De hecho, Julio César Turbay Ayala, el entonces Presidente de la República, afirmó que "si China compra café colombiano no habrá problemas para establecer relaciones diplomáticas", y esto fue exactamente lo que se sucedió.


José María Gómez, exembajador de Colombia en China, recordó que antes de 1980 hubo muchos acercamientos, pero por dificultades del Gobierno no se podía llevar a cabo el vínculo entre las naciones.


“Colombia en ese momento reconocía a lo que ellos llamaban la República de China: Taiwán, lo que implicó una gestión ardua y larga para lograr ese cambio, el cual tardó más o menos 15 años, pues existían fuerzas políticas que lo impedían”.


Por ejemplo, explica el exembajador, Colombia apoyó a Corea en la guerra de este país en 1950 lo que envió un mensaje a la región de que  los colombianos eran “antichinos”. 


Gómez añadió que López Michelsen, quien antecedió a Turbay, con el fin de empezar a reconocer China, trajo a su selección de fútbol para un encuentro amistoso en el Estadio El Campín. 


Xu Shicheng destaca que desde 1980 hasta hoy, el comercio bilateral ha crecido 700 veces y hoy supera los 15.000 millones de dólares. 


Estas apreciaciones hicieron parte de la primera sesión del 2015 de la Cátedra China, que se realizó como una de las actividades de la Semana dedicada por la  Universidad Nacional al gigante asiático, para conmemorar los 35 años del  establecimiento de las relaciones diplomáticas entre ambos países.