Economía

The dollar exceeded expectations of experts
El dólar rompió las expectativas de expertos
Autor: Olga Patricia Rendón Marulanda
12 de Marzo de 2015


El dólar rompió la barrera de los $2.600 esta semana y ayer cerró en $2.633,85 por cada dólar.


Foto: Jhon Alexander Chica Yara 

 Mientras más bajen las exportaciones, menos dólares habrá en el mercado y aumentará el precio.

Aunque es difícil definir cuál es el precio del dólar ideal para Colombia, todos los analistas que consultó EL MUNDO coinciden en que es muy por debajo de los $2.600 que se han registrado esta semana.


Por ejemplo, Sergio Clavijo, presidente del Centro de Estudios Económicos Anif, aseguró que “$2.500 es mi umbral de dolor con el dólar, eso con 25% de devaluación aumentará la inflación y detrás de ello se irá la confianza del consumidor, del empresario y del inversionista”.


Por su parte, Leonardo Villar, director de Fedesarrollo, manifestó que el Banco de la República está tranquilo con el tema de la tasa de cambio porque si bien el dólar se ha apreciado frente al peso también lo ha hecho frente a todas las monedas, lo que es posible que no genere un impacto tan “escandaloso” como el que muchos vaticinan.


Han sido reiterados los comentarios acerca de los sectores que se benefician del dólar alto, principalmente los exportadores, y los perdedores con el alza, los importadores; pero los efectos en la inflación son otro efecto que con cada peso que aumente el dólar será sentido en la canasta familiar y eso sí alerta a los expertos.


Según Juan Pablo Espinosa, jefe de Investigaciones Económicas de Bancolombia, la entidad apenas está reformulando su previsión de la tasa de cambio por lo que aún no puede apostarle a una cifra futura, pero explicó que “con el precio del dólar es muy difícil separar dónde están los beneficios y dónde están los eventuales perjuicios para la economía. Digamos que lo que ocurre es que venimos de unos años en los que hubo revaluación por mucho tiempo que afectó la competitividad de muchos sectores y esa situación se ha venido ajustando rápidamente en los últimos meses. Para el exportador es beneficioso en la medida en la que el peso se devalúe más rápidamente que la moneda de los países con los que competimos, como efectivamente ha sido este año ya que el peso es la quinta moneda que más se ha devaluado en el mundo en lo que va del 2015”. 


Espinosa aseguró que no hay un precio del dólar que deje contentos a todos los agentes de la cadena productiva de Colombia.


Para Alejandro Torres García, jefe del Departamento de Economía de Eafit, el tema de inflación no será tan grave: “La perspectiva del Banco de la República, que es el que maneja el tema del dólar, no tiene un precio deseado o deseable de esa moneda, en ese sentido uno diría que la intervención del Banco de la República va a ser muy poca. Lo que se está viendo ahora es la volatilidad que hay desde el principio de este año en el mercado, que hay mucha incertidumbre internacional sobre varios temas y entonces los mercados no saben claramente hacia dónde va a converger el precio. Pero el precio que hay por encima de los $2.600 yo diría que es simplemente especulación. ¿Qué esperaría uno mirando los fundamentales de la economía? que después de que pase esta etapa de volatilidad y de incertidumbre en el mercado el dólar debería estar en un rango de los $2.350 a los $2.450 a partir del segundo semestre”.



El dólar se seguirá valorizando

“El panorama externo va a seguir siendo altamente favorable para el dólar, eso quiere decir que obviamente podrían seguirse viendo incrementos del dólar en las próximas jornadas y en los próximos meses”, indicó Juan Pablo Espinosa.


Para Alejandro Torres García, “este primer semestre va a seguir siendo muy volátil, como la gente no sabe qué va a pasar con la Reserva federal, con la Unión Europea y con el petróleo hay mucha gente apostándole a un dólar alto. Es muy difícil predecir cuál va a ser el precio en medio de tanta incertidumbre pero para el segundo semestre bajará un poco”.