Economía

FTA (Free Trade Agreement) with Korea, “bitter” for industry
TLC con Corea, “agrio” para la industria
Autor: Federico Duarte Garcés
18 de Diciembre de 2014


A pesar de los beneficios en el mediano y corto plazo para la agricultura, el sector automotriz se ve amenazado con la aprobación del nuevo tratado comercial.


Twitter: @fededg1989


Es un tratado donde el sector agro es ganador”, afirmó la ministra de Comercio, Industria y Turismo, Cecilia Álvarez, durante la sesión en que el Congreso aprobó con 67 votos a favor el Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Colombia y Corea del Sur, el cual había sido firmado el 21 de febrero del año pasado en Seúl, la capital coreana. 


Desde un principio el gremio que acompañó la negociación y que al final mostró su total respaldo fue el cafetero. El pasado fin de semana la Federación Nacional de Cafeteros (Fedecafé) le manifestó a la ministra que sus exportaciones van a más de 80 países, razón por la cual apoyan todo acuerdo que les permita ampliar su mercado.


De acuerdo con su presidente, Luis Genaro Muñoz, el año pasado el café colombiano representó el 15 % del consumo de este producto en Corea del Sur. Hoy en día, Colombia le provee café verde estándar, cuyo arancel de 2 % se eliminará de manera inmediata, mientras que el del café tostado e instantáneo (8 %) terminará en un plazo de tres años. 


El acuerdo permitirá a Colombia el ingreso inmediato a 98 % de las líneas arancelarias que clasifican los bienes industriales, y en cinco años el 2 % restante.


La ministra Álvarez también resaltó como productos “ganadores” las flores, carne de res, azúcar, banano, tabaco, cigarrillos, etanol, carne de cerdo, avicultura, lácteos, frutas y hortalizas. 


No obstante, José Ignacio Díez, economista agrícola de la Universidad Nacional, controvierte estas últimas. Y es que si bien el gerente General de la Asociación Hortofrutícola ha considerado este tratado como una gran oportunidad dado que Corea del Sur importa cerca del 30 % de los alimentos de Colombia, como frutas y procesados, Díez señala que el sector agropecuario de hortalizas está muy débil a falta de infraestructura.  


“El problema es que no tenemos una oferta grande como la que exige el mercado coreano, por ejemplo, para las frutas”, dice el también profesor de Economía de la UPB.


Desnivel


“Como en los TLC siempre hay ganadores y perdedores. Gran parte de la columna vertebral era el sector agrícola. Todos los gremios expresaron que este era el mejor TLC negociado por el Gobierno y el que más iba a beneficiar a los agricultores en razón a que Corea es un gran importador de alimentos con 23.000 millones de dólares al año. Los que se veían afectados eran los empresarios del sector de autopartes”, aseveró el representante a la Cámara, Telésforo Pedraza, después de que se hundiera el tratado en su trámite final por el Congreso durante la legislatura que concluyó el 20 de junio de 2014.


“No podemos decir simplemente que de manera simultánea se beneficia a un sector cuando se afecta a muchos otros”, expresó Juan David Pérez, gerente de la Andi Antioquia, quien precisó que los sectores que se afectarían más por el acuerdo serían autopartes para vehículos y electrodomésticos. Y es que dentro del ranking de productos importados desde Corea del Sur el año pasado están los automóviles, los cuales registraron un valor de US$497 millones, lo que representó un 41 % del total de importaciones (ver gráfico).  


“Lo de las grandes ganancias agrícolas es una cortina de humo para ocultar la destrucción del aparato industrial colombiano”, declaró por su parte el senador del Polo Democrático, Jorge Robledo, tras la aprobación del TLC este martes.


No obstante, el Gobierno ha sostenido que para el sector de los vehículos se pactaron plazos de hasta diez años para la desgravación, en respuesta a la solicitud de ensambladoras colombianas. Por su parte, en el caso de refrigeradores, congeladores y lavadoras se establecieron plazos entre diez y doce años. 


Para el profesor Díez, en la medida en que esta desgravacion arancelaria se haga de manera juiciosa, los industriales o los productores agrícolas de cualquier sector, van a salir “airosos”. De lo contrario, advierte, muchos quedarán rezagados, al pensar en futuros acuerdos comerciales. 



Camino al Apec

Para el profesor José Ignacio Díez, el Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (Apec), integrado por 21 países que producen el 60 % del comercio mundial, “por ahora está muy lejos” por la falta de infraestructura de puertos. Sin embargo, en el camino para acceder a este un paso decisivo ha sido la constitución de la Alianza del Pacífico, conformada por miembros del Apec, y de la misma manera la firma del TLC con Corea del Sur, así como con Estados Unidos, Canadá, Chile, y la exploración de más acuerdos con otros países del Apec.