Fútbol en el Mundo

The champion goes for more
El campeón va por más
11 de Diciembre de 2014


El Sevilla, actual campeón de la Liga Europa y que cuenta con cuota cafetera en sus filas, se juega hoy el paso a los dieciseisavos de final de esta competición, en la que también jugarán en esta jornada varios de los equipos en los que militan futbolistas colombianos.


Foto: Cortesía 

Carlos Bacca. 

EFE


El Sevilla, del delantero colombiano Carlos Bacca, y el Rijeka, se encontrarán hoy en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán, en la sexta y última jornada del Grupo G de la Liga Europa, con opciones de acceder a los dieciseisavos, pero sólo uno podrá hacerlo, lo que revaloriza un choque que antes se preveía de trámite.


Cuando se sortearon los grupos de esta fase a finales del pasado mes de agosto, el Sevilla, vigente campeón del torneo, que ha ganado ya en tres ocasiones, era el claro favorito para pasar a la siguiente ronda y hacerlo además como primero.


Ahora, tras su derrota en la anterior jornada en Rotterdam ante el Feyenoord holandés (2-0), se presenta en este partido sin la clasificación matemática.


Al equipo que entrena Unai Emery le vale el empate para ser segundo e, incluso, primero si el Feyenoord pierde en Lieja ante un Standard belga que ya no se juega nada; aunque ni la victoria le asegura ser primero pues depende de lo que hagan los holandeses.


Más complicado lo tiene el conjunto croata, que está obligado a ganar en el Sánchez Pizjuán para meterse en los dieciseisavos. De momento, su rendimiento como visitante ha sido malo y ha perdido sus dos encuentros de esta fase, en Lieja (2-0) y en Rotterdam (2-0).


El técnico guipuzcoano sacará así a lo que considera toda su artillería pesada para medirse a los croatas, aunque tendrá la duda hasta el último momento del polaco Gregory Krychowiak, básico para Emery en el centro del campo pero que salió lesionado en un tobillo en el partido que ganaron (0-1) el pasado domingo en Vallecas ante el Rayo.


También es probable que no llegue para este partido el lateral izquierdo francés Benoit Tremoulinas, recientemente recuperado después de estar de baja las últimas semanas por lesión.


Por lo demás, Emery cuenta con todos en condiciones para este choque declarado de ‘alto riesgo’ por la Comisión Antiviolencia y para el que se espera una nutrida presencia de aficionados croatas.


El Rijeka, por su parte, salió malparado de su visita a Zagreb en la última jornada del torneo doméstico, donde visitó al líder, el Dinamo, y perdió 3-0, con lo que ahora es segundo en la clasificación frente a un rival que tiene cuatro puntos más y un partido menos.


Ahora, para seguir vivo en esta su segunda experiencia en la Liga Europa, el Rijeka se olvida de la Liga croata y llega con los ánimos elevados tras haber derrotado al Standard (2-0) hace dos semanas y con el recuerdo del empate que arrancaron al equipo sevillista en el partido de ida de esta fase (2-2).


“Vamos a Sevilla a jugar a lo nuestro. No es necesario ni decir qué significa el Sevilla, pero ahora también el Rijeka significa algo en el fútbol europeo”, ha anunciado su técnico, el esloveno Matjaz Kek.