Economía

Dollar and the price of discord
Dólar y el precio de la discordia
Autor: Duván Vásquez
11 de Noviembre de 2014


La Tasa Representativa del Mercado (TRM) cerró ayer en $2.103,12, lo que deja el precio del dólar con un incremento de 10,6 % en comparación con el inicio de junio cuando costaba $1.900.


Twitter: @duvanandvasquez


Giuseppe Restrepo es un fotógrafo que ha ahorrado durante el último año para mandar a traer de Estados Unidos una cámara fotográfica Nikon D7100, que costaba US$1.100 cuando se enamoró de ella. Sin embargo, una vez reunido el dinero se dio cuenta que ya no le alcanzaba porque, a pesar de tener el mismo precio, le sale más costosa ahora debido a que tiene que reunir $2’310.000 para completar los dólares necesarios para adquirir el producto, cuando al inicio sólo requería menos de $2 millones.


Esta es la misma situación que se les presenta ahora a los importadores colombianos, que ante la devaluación de la tasa de cambio, es decir que se valoriza el dólar frente al peso, tendrán que sacar más pesos por cada dólar a pagar.


En ese sentido, Sergio Ignacio Soto, director Ejecutivo de la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco) en Antioquia, manifestó que el comercio que mayoritariamente es importador tiene un encarecimiento de los bienes, productos y servicios que trae al país.


“El asunto es que si esto se vuelve permanente o si tiene una duración de periodos extensos, en lo que va a repercutir es en un mayor precio de los bienes y productos importados, lo cual se le traslada al cliente-consumidor. Obviamente, pues encareciendo la adquisición de los mismos”, manifestó Soto.


Ante este panorama se creería que la época decembrina, en la que se vende el 25 % del comercio de todo el año, va a salir muy costosa para los consumidores, pero el director de Fenalco Antioquia aseguró que no se va a sentir el efecto actual de la tasa de cambio, porque los inventarios ya se adquirieron con un dólar que aún era atractivo para los importadores.


Sin embargo, si la tasa de cambio se mantiene prolongadamente como está, se sentirá el alza para los productos más comprados del primer trimestre del año, es decir los útiles escolares.


De otro lado, la amargura por la tasa de cambio no sólo es para los importadores sino también para el ciudadano de a pie que tiene planes de vacaciones fuera del país para la temporada que llega.


Según el docente de Economía de la Universidad Eafit, José Vicente Cadavid, ahora a los viajeros que “tienen que usar dólares se les encarece el viaje. Entonces, los que tenían planes de ir al exterior, van a tener que desembolsar más pesos por esos dólares”.


Así mismo, no se ven para nada favorecidos los que tienen deudas en dólares. Por ejemplo, el Gobierno Nacional que tiene grandes préstamos en esa moneda, pues tiene que pagar más para compensar.


Los beneficiados


A pesar de los perjuicios que trae en algunos casos un dólar caro, para los sectores que exportan es un aliciente en medio de los problemas de producción en Colombia.


De acuerdo con  Sergio Ignacio Soto, director de Fenalco Antioquia, los sectores industrial y agropecuario se ven muy beneficiados porque en sus exportaciones tienen gran parte de sus ingresos y sobre todo, debido a que tienen unos mercados conquistados en el exterior. Más concreto, aquí en Antioquia hay beneficio para los floricultores, bananeros, cafeteros, textileros y confeccionistas.


Es así que Augura, el gremio de los bananeros, celebra la actual tasa de cambio, porque según el presidente de esa asociación, Juan Camilo Restrepo, como su actividad es netamente exportadora, reciben importantes mesadas con un dólar por encima de los $2.000, teniendo en cuenta que por años se han visto mal librados gracias a la revaluación del peso.


Así las cosas, los sectores agrícolas como el banano, que venden una caja de su producto en promedio entre US$7 y US$9 en el exterior, pueden recibir unos $14.700 y $18.900.


Por otro lado, de acuerdo con el docente de Economía de la Universidad Eafit, José Vicente Cadavid, se ven beneficiadas las casas de cambio que van a vender más caro. Así mismo como el que tenga ahorrado unos dólares, le va a favorecer venderlos en este momento.


¿Por qué se puso caro el dólar?


El dólar está con tendencia al alza en este momento por razones macroeconómicas y políticas monetarias internacionales.


La primera de ella es que la Reserva federal, el banco central de Estados Unidos, decidió ponerle fin a los estímulos monetarios en su país, es decir que frenó la inyección de dólares a la economía norteamericana. Lo que ocasiona que haya una reducción de esa moneda internacional. Al mismo tiempo, y por la recuperación económica, se aumenta la tasa de interés que ha venido a un porcentaje mínimo (0,5 %).


“Lo cual hace más rentables que muchos dólares que se mueven por el mercado mundial, con capitales golondrinas, se prefieran invertir allá en Estados Unidos”, dijo Cadavid, quien explicó que este tipo de inversiones (golondrinas) son aquellas que están buscando constantemente mercados financieros donde tengan una rentabilidad más alta.


Entonces, esos capitales se van de mercados de países emergentes como Colombia, así escasean los dólares. Y por ley de oferta y demanda, lo que es escaso se vuelve más costoso. Lo que sucede ahora con la divisa estadounidense en este país.


A la salida de los capitales golondrina, se junta la caída del precio internacional del barril de petróleo, que ha pasado en cinco meses de US$105 a menos de US$80, lo que impide que ingrese una importante suma de dólares a la economía colombiana.




Beneficios de remesas

Ante el encarecimiento del dólar en Colombia, los otros ganadores son los que obtienen remesas, es decir quienes reciben giros de dinero desde el exterior. Así lo indicó Daniel Velandia, analista de la comisionista de bolsa Credicorp Capital, quien señaló que el valor de la transacción llega con mayor cotización y por ende se adquiere más ganancia.


De acuerdo con Velandia, el favorecimiento se verá sobre todo para algunas regiones del país donde las personas y las familias obtienen remesas, porque reciben normalmente plata en dólares de sus parientes en el extranjero.


De hecho, según el analista, los países que habitualmente son el mayor origen de las remesas a Colombia, y en su mayoría dólares, son Venezuela, España y Estados Unidos.