Columnistas

¿Se dice “qué horas son”?
Autor: Juan David Villa
31 de Octubre de 2014


Pues bien, es correcto decir qué horas “son”, no hay una razón gramatical para asegurar que está mal, al menos hasta donde sé. Sin embargo, y según la versión de las academias de la lengua española, la forma más adecuada es en singular: qué hora...

@juanvillar08


Pues bien, es correcto decir qué horas “son”, no hay una razón gramatical para asegurar que está mal, al menos hasta donde sé. Sin embargo, y según la versión de las academias de la lengua española, la forma más adecuada es en singular: qué hora es. Y hay una razón más o menos sensata, que es la siguiente: “hora” se refiere a “momento del día”, es decir, preguntar “oye, ¿qué hora es?”, implica preguntar “en cuál momento del día estamos”, como preguntamos por un momento del día (uno solo), por eso es mejor hacerlo en singular, repito, ¿qué hora “es”?


Pero la norma nunca vence a los hablantes, por eso aparecen tantas excepciones. Hay una expresión muy usada y que tiene casi siempre tono de regaño materno o conyugal: “¿Qué horas son estas de llegar, Federico? Es la una de la mañana”. En ese caso, porque es una expresión que en algún momento inventamos, es válido y es lo más normal usar el verbo en plural (¿qué horas “son”?).


Entonces, es mejor preguntar “¿a qué ‘hora’ nos reunimos”? que “¿a qué ‘horas’ nos reunimos?”.


¿Cómo se responde?


A la respuesta correcta nos lleva la lógica de usuarios del idioma. Si es la una, respondemos precisamente así: “es la una de la tarde”. Para el resto de las horas se usa el plural: “son las cuatro de la tarde”, “son las catorce horas”. 


Una palabra curiosa: “macadam”


Se pronuncia haciendo fuerza (acento) en “dam”, y también se puede escribir “macadán”. Macadam es el pavimento de piedra machacada que se comprime con rodillo, mejor dicho, caminos de piedra machacada. 


¿De dónde viene esta palabra? Como el proceso para construir los macadams se lo inventó un ingeniero escocés que se llamaba John L. Mac Adam, de su apellido se formó la dicha palabra. La calle Carabobo, ubicada en el Centro de Medellín, a finales del siglo XIX, un médico de la época, Rafael Pérez, la describió como una “especie de macadam”.  


Y una curiosidad futbolística-ortográfica: ¿cómo se dice offside, fuera de lugar, en español?


La nueva edición del Diccionario la incluyó escrita así: órsayy su plural es orsais (fuerza en la a).