Mundo deportivo

Unbeatable
Imbatible
4 de Julio de 2014


La triplista Catherine Ibargüen sumó ayer su tercera victoria en igual número de salidas este año en la Liga Diamante: Doha (14,43 mts), Roma (14,48) y Lausana (14,87).


Foto: EFE 

Catherine Ibargüen sigue dominando con autoridad la competencia internacional.

Redacción-EFE


La colombiana Catherine Ibargüen, campeona mundial y subcampeona olímpica de triple salto, alargó en Lausana (Suiza) su racha victoriosa, que dura ya dos años, al imponerse ayer con un salto de 14,87 que iguala su propia mejor marca mundial del año.


La última derrota de Ibargüen se produjo el 5 de agosto del 2012, cuando fue batida en la final olímpica de Londres por la kazaja Olga Rypakova, que saltó 14,98 metros frente a los 14,80 de la sudamericana.


Curiosamente, el viernes pasado en Medellín la colombiana, de 30 años, saltó 14,98 y se coronó campeona nacional -si bien con viento ilegal-, ubicándose a solo un centímetro de su marca personal y récord nacional (14,99).


Pero lo más importante y a la vez esperanzador para el deporte colombiano, aparte de que domina el r anking mundial del año, es que las marcas de Catherine este año han sido siempre progresivas en la competencia internacional, lo que quiere decir que sigue creciendo y que el trabajo de su equipo técnico está bien proyectado.


Con sus seis saltos por encima de 14,41, Ibargüen batió ayer por 20 centímetros a la rusa Yekaterina Koneva y por 38 a la portuguesa Patricia Mamona, pero no pudo con los 15 metros, una distancia inaccesible para todas en los cuatro últimos años. La última que la superó fue Rypakova, el 4 de septiembre del 2010, cuando saltó en Split (Croacia) 15,25, la mejor marca mundial ese año.


Mejor marca


Por su parte, el estadounidense Justin Gatlin y el panameño Alonso Edward deslucieron en Lausana, donde se cumplió la séptima parada de la Liga de Diamante, el regreso a las pistas del norteamericano Tyson Gay, segundo atleta más rápido de la historia (9.69) y del jamaicano Yohan Blake, subcampeón olímpico de 100 y 200.


Gay y Blake volvían después de un año de inactividad, el primero por dopaje y el segundo por lesión. Los dos corrieron la misma suerte, la derrota, aunque el estadounidense al menos terminó segundo.


Gatlin, subcampeón mundial de 100 metros, estableció una nueva mejor marca mundial del año (9.80) e infligió una contundente derrota a Tyson Gay, segundo con 9.93.


En 200, Blake, campeón mundial de 100 en 2011 (tras la descalificación de Bolt por salida falsa) nunca estuvo entre los mejores. Alonso Edward, con su mejor registro del año (19.84), entró por delante del jamaicano Nickel Ashmeade (20.06) y del francés Christophe Lemaitre (20.11). Un desconocido Blake solo fue sexto con 20.48.