Economía

What are the economic indexes and “what are they eaten with”?
¿Qué son los indicadores económicos y con qué se comen?
21 de Abril de 2014


Los indicadores económicos y financieros son datos que indican la estabilidad de la economía del país, así como la incidencia de algunas instituciones como la Superfinanciera o el Banco de la República en nuestras finanzas personales.


Foto: Cortesía 

 La tasa de cambio representativa del mercado (TRM) es la cantidad de pesos colombianos por un dólar de los Estados Unidos (antes del 27 de noviembre de 1991 la tasa de cambio del mercado colombiano estaba dada por el valor de un certificado de cambio). 

César Augusto Betancourt Restrepo


@c88caesar


La DTF, TCC, IBR, Libor y otros indicadores económicos son normalmente publicados en diferentes medios de comunicación y representan variaciones que pueden afectar directa o indirectamente sus finanzas, pero ¿sabe usted realmente qué son y, como diríamos coloquialmente, con qué se comen? 


Juan Pablo Espinosa, gerente de investigaciones económicas del Grupo Bancolombia, explica que estos indicadores básicamente son tasas de interés que utiliza el sistema financiero como referencia para estructurar y definir las cotizaciones de diferentes productos financieros, “entonces digamos que la utilidad para el público, es que muchos de los servicios que se contratan con la banca, en materia de créditos, como también de inversiones o de ahorro de recursos, pueden estar ligados a estas variables”.


Es decir, que si usted adquiere algún producto bancario o financiero, puede estar ligado a alguno de estos indicadores. 


DTF


Según explicó Tatiana Díaz, estratega de renta fija internacional de Ultrabursátiles, la DTF es un indicador que muestra la tasa de interés que están pagando las diferentes entidades financieras en Colombia por Certificados de Depósito a Término (CDT), y lo que hace es recoger un promedio ponderado “que deje ver más o menos a cuánto están captando las entidades financieras”.


“Es lo que un consumidor tendría que tener de referencia cuando quiera poner su dinero en un banco y saber cuánto le deberían estar pagando por su dinero en esos plazos”, agregó la analista de renta fija internacional.  


Este es uno de los indicadores más conocidos en Colombia y es uno de los más tradicionales también, y es una tasa que calcula el Banco de la República, y que tiene una validez semanal, es decir que se elabora con base en información que da el sistema financiero que le provee a la Superfinanciera a lo largo de una semana y esa información a su vez es transmitida al Banco de la República que hace el cálculo. 


TCC


“La TCC es una tasa que guarda muchas similaridades con la DTF. La diferencia fundamental es que las entidades que reportan esa tasa son únicamente corporaciones financieras, mientras que en el caso de la DTF, básicamente se trata de todos los establecimientos de crédito, principalmente los bancos los que suministran esa información”, explicó Espinosa.  


El gerente de investigaciones económicas del Grupo Bancolombia agregó además que “cuando se ve la torta de todo el sistema financiero colombiano, lo que encontramos es que la gran mayoría de las captaciones está concentrada en los bancos”. 


En conclusión, la TCC viene siendo una tasa promedio de captación a 90 días de CDT, únicamente de corporaciones financieras y “que hoy en día no tiene la relevancia y el uso tan extendido que de pronto tiene la DTF”, señaló Espinosa.  


IBR


Antes de definir la IBR es importante anotar que tanto la DTF como la TCC tienen una serie de limitaciones, según manifestó Espinosa. Estas serían lo que se denomina un rezago, lo que quiere decir que se calculan esas tasas con base en la información de la semana anterior, pero son aplicables al público, en los productos financieros en la semana siguiente. 


La segunda limitación de la DTF y de la TCC radica en que los establecimientos financieros no reciben únicamente recursos del público a 90 días, de hecho los CDT también pueden abrirse con plazo de un mes, 180 días y hasta 360 días, entonces digamos que si en algún momento una o varias entidades financieras tienen una actividad de captación más grande a otro plazo, a un año por ejemplo, eso no se ve reflejado en el nivel de la DTF, entonces como una manera de superar un poco esas limitaciones, fue que el sector financiero, por iniciativa del sector privado, pero también en conjunto con el Banco de la República y con la Asobancaria, creó la tasa IBR que es el indicador bancario de referencia. 


Esa tasa se empezó a utilizar en el año 2008 con el fin de tener un indicador para el mercado financiero, primero tiene una ventaja, señaló Espinosa, y es que varía diariamente. “Es una tasa que todos los días calcula y publica el Banco de la República con base en los movimientos o en las cotizaciones que proveen unas entidades financieras y que el Banco de la República recopila”. 


Prime Rate 


Como es usual, cuando un cliente presenta menor riesgo para las entidades financieras, la tasa de interés por préstamos es menor. Del mismo modo funciona este indicador, solo que toma en cuenta la tasa de interés a la que los 25 bancos más grandes de Estados Unidos le prestan a sus mejores clientes comerciales. 


Estos clientes especiales, señaló Espinosa, serían las compañías más reconocidas y con mejor calificación de riesgo para los bancos comerciales de Estados Unidos, y esa tasa es a la cual le prestan esos créditos, en las mejores condiciones. 


“Este indicador es básicamente para los empresarios colombianos que tienen una empresa en Estados Unidos y que van a hacer un préstamo en este país, porque es como el parámetro de comparación de la mejor compañía estadounidense en relación a cuánto le prestarían en dólares y sobre ese mínimo, la compañía se puede financiar”, explicó el gerente de investigaciones económicas del Grupo Bancolombia.


Libor


La Libor es una tasa también interbancaria que recoge el promedio de las operaciones diarias entre entidades financieras, las cuales se hacen entre ellas, es decir, préstamos a diferentes plazos y la Libor es el promedio de esas tasas. 


“Es similar al IBR y por eso es importante recalcar que lo que quiere el sistema colombiano con ese indicador es precisamente ajustarse a esos estándares internacionales”, dijo Espinosa.  


La diferencia con la IBR es que los bancos que calculan esa tasa son totalmente privados, advirtió Espinosa y agregó que “ahí no hay participación de un Banco Central ni de una autoridad que haga el cálculo, sino que la hace directamente la Asociación de Bancos Británicos”.             



Para la planeación estratégica

Según el director Ejecutivo de Fenalco Antioquia, Sergio Ignacio Soto Mejía, no solo las grandes empresas sino las mipymes y famiempresas deben tener en cuenta los indicadores económicos a la hora de hacer sus planes de mercadeo y ventas, porque estos datos macroeconómicos de Colombia y otros países pueden afectar sus planes estratégicos. 


“Es muy importante ya que en el caso de los nacionales, para cualquier tipo de presupuesto, para los planes estratégicos, para los planes de mercadeo y ventas, para las inversiones, hay que tener en cuenta indicadores financieros y económicos”, señaló Soto Mejía. 


Estos no serían solo indicadores como la DTF, TCC, IBR y demás, sino otros como la inflación, el Salario Mínimo Legal Vigente, la tasa de cambio y las tasas de usura, entre muchos otros. 


Soto Mejía señaló que desde Fenalco han identificado que muchas veces los empresarios ignoran o desconocen estos datos económicos o no los tienen en cuenta para una adecuada planeación “y eso trae inconvenientes porque los mercados hay que conocerlos, hay que hacer las inversiones o las estrategias de mercadeo, de ventas, administrativas y financieras de acuerdo con estos indicadores que hay que hacerles un seguimiento”. 


“Creo que hay que profundizar la capacitación, los conocimientos, y que tenemos que pasar de ser a veces empíricos, sobre todo en esas estructuras de pymes y microempresas, a tener también el aporte de competencias financieras y económicas, las cuales permitirán ser mucho más exitosos y lograr más sostenibilidad en la vida empresarial que está llena de obstáculos y de dificultades” acotó el director Ejecutivo de Fenalco Antioquia. 


Otro de esos indicadores económicos que mencionó Soto Mejía es el de tasa de usura, a lo que recomendó ser “muy cuidadosos con el nivel de endeudamiento. No exagerar los créditos, siempre tener en cuenta en esa planeación, saber qué se puede pagar con los ingresos, con las ventas y con los excedentes, para evitar los problemas de incurrir en mora, que empiezan a quitarle prestigio e imagen a un empresario cuando le incumple al sector financiero o a sus proveedores”.  


Frente a la tasa de usura, Tatiana Díaz, de Ultrabursátiles, señaló que no es una tasa que produzca el mercado como tal sino que la Superfinanciera calcula bajo ciertas reglas. 


“Para el caso de clientes de mayor riesgo, tiene una regla que se toma la tasa corriente de referencia que calculan ellos, que es una tasa que representa el promedio de tasas de interés de crédito en entidades financieras, entonces tantas veces esa tasa se le puede cobrar como máximo a cierto tipo de clientes de acuerdo con su nivel de riesgo”, explicó la estratega de renta fija internacional.