Fútbol en el Mundo

No se sacaron ventajas
24 de Diciembre de 2013


El fútbol inglés no tendrá pausa por las fiestas de Navidad y fin de año. La próxima fecha (18) será este jueves.


Foto: EFE 

Bajo una intensa lluvia, Arsenal y Chelsea repartieron los puntos.

EFE


Arsenal y Chelsea empataron ayer sin goles en el derby londinense de la decimoséptima fecha de la Liga Premier en un partido poco brillante, con mucho respeto por ambos conjuntos que se jugaban, en caso de victoria, la posibilidad de encabezar el torneo, pero que con la igualada permiten que Liverpool sea el líder.


Sin hacer un fútbol excelso, Chelsea fue mejor en la primera mitad. Tardó en hacerse con el mando del encuentro, pero fue elaborando poco a poco un dominio del balón que ahogó al conjunto local.


Chelsea pudo batir al golero polaco Szczesny en el último tramo del primer acto, pero un disparo de Lampard en el minuto 31 se estrelló con violencia en el larguero.


En la segunda mitad, el partido continuó por los mismos derroteros, con un Arsenal espeso, sin chispa en el centro del campo, en el que el alemán Mesut Ozil anduvo poco inspirado, y con el Chelsea más cerca de marcar.


Todo en medio de un encuentro, en general, malo y que se endureció en el último cuarto de hora, posiblemente por la tensión de lo que se jugaban.


Y fue en esos últimos minutos cuando Arsenal pudo anotar y dos veces, las dos por intermedio del francés Olivier Giroud, pero no tuvo suerte.


No hubiera sido justo. Por eso el encuentro murió con un insulso empate a cero, que mantiene al Liverpool líder, al Arsenal segundo y al Chelsea cuarto, por detrás del Manchester City, que es tercero.