Mundo deportivo

Montoya, ready for a new challenge
Montoya, listo para un nuevo desafío
19 de Noviembre de 2013


El piloto colombiano Juan Pablo Montoya volverá a escena este 30 de noviembre en Medellín, donde se disputará la Carrera de las Estrellas con destacadas figuras del automovilismo mundial.


Foto: Archivo El Mundo 

Montoya logró en Nascar dos triunfos, ambos conseguidos sobre circuitos mixtos, en el Sonoma Raceway y en el Watkins Glen International.

 

EFE


Juan Pablo Montoya culminó su etapa profesional dentro de la Copa Sprint de la Nascar al concluir el pasado domingo la temporada 2013 con la carrera Ford EcoBoost 400, disputada en Miami, donde se consagró campeón del certamen el estadounidense Jimmie Johnson.


Montoya cerró su carrera como piloto del coche chevrolet No.42 de Target y se despidió de la serie en el Homestead-Miami Speedway, el mismo circuito en el que debutó el 19 de noviembre de 2006, antes de regresar a la IndyCar Series en 2014.


No fue un final brillante en su última aparición durante la Ford EcoBoost 400, dado que partió de la posición 27 de la parrilla y siempre tuvo problemas técnicos.


Montoya sufrió con el balance del coche y al final tuvo que conformarse con la posición 18, que le permitió concluir la temporada 2013 en el puesto 21 al conseguir 894 puntos después de haber conseguido cuatro carreras entre los cinco mejores y en otras ocho entre los diez primeros.


“Tenía la esperanza de haber obtenido un mejor resultado para Target y el equipo”, declaró Montoya. “Una vez que se hicieron los cambios necesarios para mejorar el coche, ya no pudimos obtener la posición en la pista que necesitábamos”, añadió.


El piloto, que ganó 4.741.784 dólares en premios durante la temporada del 2013, reconoció que fue un día muy especial y difícil de explicar. “Fue un día de emociones mezcladas. Me gustaría dar las gracias a Target, a mi equipo y el equipo Earnhardt Ganassi Racing por todo. Fue una gran experiencia”, agregó en su despedida de la Nascar.


El equipo Earnhardt Ganassi Racing anunció en agosto pasado que Montoya no seguiría en la competición para la próxima temporada y que sería reemplazado por Kyle Larson, actualmente piloto de la Nascar Nationwide Series.


Semanas después, el propio Montoya informó que en 2014 regresaría a la IndyCar Series para conducir el coche No. 2 de Penske Racing, junto al piloto australiano Will Power y al tres veces ganador de la Indianápolis 500, el brasileño Helio Castroneves.


En 2007, el colombiano fue reconocido con el premio al Novato del Año y en el 2009 se clasificó al Chase por la Sprint Cup, siendo esta su única participación en esta etapa de la fase final, gracias a las 18 carreras en las que pudo terminar entre los diez primeros lugares.



Agradecido con Nascar

Jun Pablo Montoya tuvo 252 participaciones en su carrera en la Fórmula Nascar, de las cuales en 24 ocasiones terminó dentro de los cinco mejores y en otras 59 dentro de los diez primeros.


“Ganamos carreras, y eso fue bueno; entramos al Chase, y eso fue bueno, pero el año pasado, como equipo, no teníamos nada y cuando terminas en el vigésimo puesto no es divertido para nadie. Fue un año difícil”, admitió Montoya.


A pesar de todo, el colombiano afirmó que no se arrepiente de haber dejado la Fórmula 1 para correr en la Nascar, dado que vivió una gran experiencia.


“Ha sido magnífico. Mudé a mi familia a Estados Unidos, que fue algo importante. Ahora vivimos en Miami y eso es excelente. Uno nunca sabe cómo van a salir las cosas. Uno de mis sueños había sido trabajar con Roger (Penske) y lo curioso fue que uno de sus más rivales más enconados me dio la oportunidad de estar aquí. Así que fue algo muy bueno”, continuó Montoya.


“Hice muy buenos amigos y la Nascar ha sido muy buena para mí, lo cual agradezco. La pasé muy bien. ¿Habría querido tener más éxito? Todo mundo quiere eso, pero es lo que es”, agregó.


Aunque Montoya afirmó que ahora estará dedicado el ciento por ciento en su regreso a la IndyCar Sries, no negó que eventualmente podría volver a correr en la Nascar Sprint Cup Series, sobre todo en circuitos mixtos, ya que Penske Racing tiene equipos en ambas series.