Economía

Freedom of association, “worry” for the ILO (International Labor Organization)
Libertad sindical, “preocupación” de la OIT
Autor: Johana Ramírez Gil
13 de Noviembre de 2013


El principio de libertad sindical es considerado el centro de los valores de la OIT, está consagrado en la Constitución de este organismo desde 1919 y es un requisito necesario para la solidez del diálogo social.


Foto: Cortesía 

Funcionarios y trabajadores de zonas francas industriales son algunos de los sectores que más dificultades tienen al momendo de sindicalizarse, según la OIT. 

Para la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la libertad sindical y la agrupación colectivas son “una preocupación permanente”, no solo porque son el núcleo básico de los Derechos Fundamentales sino porque son una contribución a la lucha contra la desigualdad. 


Esta fue una de las conclusiones del informe de seguimiento de la OIT que fue presentado por su directora General Adjunta Regional en América Latina y el Caribe, Elizabeth Tinaco, durante la Conferencia Interamericana de Ministros de Trabajo que culminó ayer en Medellín.


De acuerdo con la Escuela Nacional Sindical, menos del 5 % de los trabajadores colombianos pueden sindicalizarse, es decir, de cada 100 trabajadores solo cinco se acogen al derecho de asociación. El 95 % restante tiene restricciones o simplemente no desea sindicalizarse.


Según Elizabeth Tinaco, “para poder generar una mayor redistribución y una mejor calidad del empleo se requieren sindicatos fuertes para un equilibrio necesario entre los actores que forman parte del mundo del trabajo: las organizaciones y los empresarios,  y así lograr fuertes interlocutores laborales”.


En ese sentido, Angelino Garzón, vicepresidente de Colombia, quien ha sido un reconocido líder sindical e incluso fue candidato para dirigir la OIT, precisó que las recomendaciones de la Conferencia de Ministros de Trabajo, en la protección sindical y en el trabajo digno, tienen el sello de garantía de contar con el respaldo internacional de la Organización de Estados Americanos (OEA) y la OIT. 


“La libertad laboral y sindical son parte integral de los Derechos Humanos. Así como los empresarios tienen derecho a una seguridad jurídica, los trabajadores tienen derecho a sindicalizarse, a presentar pliegos de peticiones, a tener negociaciones colectivas y al derecho a la huelga, entre otros”, dijo Garzón. 


Finalmente, la OIT enfatizó en que la libertad sindical apunta, entre otros objetivos, a lograr la igualdad laboral de la mujer en América Latina y el Caribe. “Si quieren abordar sus desigualdades sociales, necesitan concentrar esfuerzos, recursos y espacios en las políticas públicas orientadas a la mujer”, recomendó la OIT a las 30 delegaciones que asistieron a la Conferencia.



Balance de la Conferencia

El director General de la OIT, Guy Ryder, reconoció que la región vive un buen momento económico, sin embargo pidió “no bajar la guardia” ante el desempleo. Además, le encomendó a los países “no olvidar que casi el 50 % de los trabajadores ocupados en la región solo consiguen empleo en condiciones de informalidad”, por lo que abogó por una “formalización” y  por “un mercado de trabajo más justo”. 


La tasa de desempleo regional alcanzó mínimos históricos de 6,4 % en 2012 y puede mostrar una ligera reducción este año para cerrar entre el 6,3 y el 6,2 %, concluyó Ryder.