Economía

Gasoline price reduction, without effect on transportation businesses
Rebaja de gasolina, sin efecto en transportadores
Autor: Delfín Acevedo Restrepo
2 de Noviembre de 2013


El paro camionero que se realizó en el mes de agosto concluyó con el compromiso del Gobierno de congelar el precio del galón de Acpm hasta el último día de diciembre.


economia@elmundo.com


Twitter: @duvanandvasquez


 


Los gremios de los transportadores afirman que la disminución del galón de la gasolina no ha repercutido con beneficios en los costos operativos, debido a que ellos dependen del valor del Acpm.


El Gobierno Nacional fijó el precio del galón  de gasolina para el mes de noviembre con una reducción de $144, a diferencia de los $137 que bajó para el mes de octubre.


Así lo ratificó el presidente Juan Manuel Santos, quien agregó que el galón de Acpm se mantendrá al precio vigente en cumplimiento de los compromisos adquiridos con los gremios transportadores que estuvieron en paro durante el mes de agosto.


En efecto, Alejandra Vaquero, presidente de la Asociación de Transportadores de Carga (ATC), aseveró que las disminuciones todavía no se sienten dentro de los costos de operación. “Las rebajas en los combustibles se verán ya en el tiempo. Lo importante es que con los movimientos camioneros presionamos para que el Acpm esté estable desde cerca de nueve meses, de los cuales ha rebajado en dos de ellos y logramos además que el Ministerio de Minas y Energía reversara la resolución de un alza de $150, porque ellos tenían presupuestado terminar el 2013 con $2.300 más en el valor de este combustible”.


Según la dirigente gremial, lo que se observa con la disminución de la gasolina es que el Gobierno le da la razón a los transportadores de que la fórmula para determinar el precio de los combustibles no es técnica. “Si ellos dicen que el precio del combustible tiene que subir con el precio del dólar y el petróleo WTI, no tiene razón haber bajado la gasolina. Eso nos da motivos para seguir exigiendo para que la reevalúen”, concluyó Vaquero.


El problema de los combustibles también radica, según Jaime Sorzano, presidente de la Federación Colombiana de Transportadores de Carga por Carretera (Colfecar), porque entre el mes de agosto del 2010 y noviembre de 2013, se eliminó la política de dieselización que es la diferenciación de precios del Acpm con respecto a la gasolina.


De acuerdo con Colfecar, en agosto de 2010 el galón de gasolina valía $7.715,78 y hoy vale $8.365,49; lo que quiere decir que en ese periodo hubo un incremento de un 8,4 %. El Acpm en la misma fecha de hace tres años valía $6.542,97 y tenía una diferencia respecto a la gasolina de $1.172,81. Actualmente el precio del Acpm es de $8.264,77 lo que significa que desde 2010 a noviembre de 2013, este combustible aumentó su valor en 26,3 %. Entonces el Acpm triplicó el comportamiento del precio de la gasolina.


Por esa razón, Sorzano dijo que “si los transportadores no tenemos derecho a un subsidio, por lo menos a un tratamiento diferencial en materia de precios de los combustibles”, porque según los cálculos de Colfecar, el Acpm equivale al 34 % de la canasta de los costos operativos, cuando en 2010 pesaba el 30,5 % de ellos.



En busca de una nueva fórmula

La presidente de ATC, Alejandra Vaquero, afirmó que el gremio ya recibió el proyecto de ley para modificar el precio de los combustibles, pero no tienen en cuenta el Acpm, solo la gasolina y el gas líquido. “Ya manifestamos que la gasolina no es la que impacta la canasta familiar”.


Al respecto, la senadora Alexandra Moreno Piraquive manifestó que el proyecto quiere modificar el precio de todos los combustibles que generaría una reducción de cerca de $1.500 por galón. Sin embargo, reiteró que el proyecto está en construcción y lo importante es llegar a un acuerdo con las partes y el Gobierno.


La parlamentaria aseguró que el proyecto de ley ya fue radicado y está estancado en la Comisión Quinta del Senado. “Va a paso lento, de tortuga, porque el Gobierno, a través del reciente ministro de Minas, Amylkar Acosta, manifestó su apoyo para llegar a un acuerdo para determinar el precio de los combustibles, pero hay una gran resistencia por parte del ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas Santamaría”.