Columnistas

Crisis ambiental y la nueva dirigencia pol韙ica*
Autor: Carlos Mauricio Jaramillo Galvis
27 de Junio de 2013


Quedan 30 meses para que se inicie la Cumbre de Par韘 en la cual, los jefes de gobierno, tendr醤 que decidir sobre el esfuerzo que se ha hecho frente al cambio clim醫ico.

Quedan 30 meses para que se inicie la Cumbre de París en la cual, los jefes de gobierno, tendrán que decidir sobre el esfuerzo que se ha hecho frente al cambio climático.  Este esfuerzo no solo corresponde a científicos y organizaciones ambientales, sino también el  que viene haciendo las comunidades que se atreven a organizarse para defender sus espacios  naturales.   Serán dos años y medio en la que en muchos países se tendrán que elegir nuevos líderes y estos deberán ser los adecuados para que reciban de parte de sus conciudadanos un plan de acción y posteriormente rindan cuentas.


Colombia ha demostrado que no tiene liderazgo en materia ambiental pues su cartera ministerial no muestra claridad en afrontar los problemas más sensibles en esta materia: minería incontrolada, contaminación de sus principales fuentes hídricas, ciudades con graves problemas en sus calidad de aire, destrucción del bosque paramuno en forma acelerada, ni una sola propuesta seria para proteger el Amazonas y un largo etcétera que no cabría en esta columna.


¿Cómo poder afrontar una crisis de esta índole si su máximo ministerio está en cabeza de un ilustre desconocedor del tema?  Y lo mismo sucede en las mal llamadas “AUTORIDADES AMBIENTALES” pues por ellas pasan personajes sin la más mínima preparación en materia ambiental: médicos, abogados, ingenieros civiles, contadores, etc.  ¿Acaso por la cartera de justicia habrá pasado algún día un zootecnista o un médico veterinario? ¡Ni de fundas¡ Eso sería un sacrilegio.


Por eso, desde esta columna propongo a la ciudadanía en general que para las próximas elecciones pongamos nuestros ojos en una nueva clase política comprometida de verdad con el tema ambiental y que no utilice el color verde como elemento disuasivo para atraer votos, pues el ejemplo salta a la vista en los últimos años de las administraciones de esta ciudad: mucho cemento y mucho acero. ¿Y el verde? Un canto a la bandera.  


Afrontar la crisis ambiental de nuestra ciudad y del Valle de Aburrá requiere cabeza, corazón y una alta dosis de conocimientos ambientales y el plan sería este:


 


1.  Entremos en política: Elijamos verdaderos líderes verdes que nos aseguren un mandato claro en esta materia y no candidatos que se autoproclaman como defensores del medio ambiente.  ¿Acaso aparecieron en la marcha en defensa del arbolado que une al Poblado con Envigado?  Ni siquiera se le conoce un pronunciamiento al respecto a uno que se autoproclama como ECOCONCEJAL.


2. Exijamos un cambio en la forma de escogencia de las autoridades ambientales, pues esta ha sido producto de componendas y caprichos de los mandatarios de turno.  


3.  Demos un paso más adelante: nuestra crisis ambiental exige que vayamos más allá de las campañas tradicionales.  Estamos en la obligación de que articulemos acciones, por supuesto, no violentas, fuertes y directas que capturen la imaginación, que inspiren a la comunidad y le permita actuar. 


4. Denunciemos a los engañadores: las empresas y todos los interesados en sus negocios utilizan los “engañifas” que se encargan de suministrar información falsa para disuadir los movimientos en contra de intereses económicos y que comprometen nuestro entorno.  El ejemplo está dado con la directora de Transporte de Metroplús, Gloria Patricia Jaramillo Amaya, quien muy oronda le anunciaba a la comunidad de Medellín y Envigado que el arbolado anteriormente señalado ya había cumplido su ciclo de vida y que por tal motivo debería ser talado.  Sigo exigiendo desde esta tribuna que devuelva su matrícula profesional.


5. Definir acuerdos: invirtamos en  asesoría política, jurídica y ambiental de primera calidad para desarrollar estrategias ingeniosas, con mecanismos y compromisos meticulosos para que, cuando llegue el momento de depositar nuestro voto, una masa crítica de líderes ya esté apoyando estos y nadie pueda afirmar que no existen buenas soluciones.


*Fuente: AVAAZ.ORG