Columnistas

Madres Solteras
Autor: Henry Horacio Chaves P.
30 de Mayo de 2013


Aunque se llama El Retiro, no sólo limita con Medellín sino que su casco urbano está a escasos 30 kilómetros de la cuidad más innovadora del mundo; (Es decir, la que va a la vanguardia).

1

Aunque se llama El Retiro, no sólo limita con Medellín sino que su casco urbano está a escasos 30 kilómetros de la cuidad más innovadora del mundo; (Es decir, la que va a la vanguardia). Sin embargo, esa cercanía física parece no “contaminar” el pensamiento godo de algunos allí, como lo revela el hecho de señalar aún a las “madres solteras” y discriminarlas por encima de los mandatos legales y de las promesas de fe.


Poco antes de comenzar el mes consagrado a la celebración de la maternidad, como un regalo de la vida y un reconocimiento a la entrega y al amor, conocimos el caso de Yaneth, una joven a quien en ausencia del párroco, el cura de turno le negó la posibilidad de bautizar a su hija porque según él fue concebida en pecado, al no ser producto de un matrimonio previo. El asombro aumentó cuando supimos que además de ella, muchas mujeres solteras de El Retiro han tenido que bautizar a sus hijos en Rionegro, La Fe, Marinilla o Medellín, porque no se trata de un capricho del cura reemplazante como pensamos en un comienzo, sino de una “política” parroquial.


Hasta aquí, molesta la situación porque parece incoherente frente a los tiempos que corren y en la celebración del año de la fe, en el que creíamos que sería más útil fortalecer el credo que cerrar las puertas de la Iglesia a quienes buscan su amparo. Quienes llevan a sus hijos a bautizar, buscan la sombra de una creencia y el respaldo de una comunidad, más que el dedo acusador e hipócrita de quienes se sienten libres de pecado y están dispuestos a tirar la primera piedra. Pero como se trata de un asunto de fe, al fin y al cabo de libre adhesión y con normas propias, no queda más remedio que elevar la voz de protesta y dejarles que administren su parroquia.


Otra luz alumbra lo que ocurre con las instituciones públicas. Yaneth, nos dice que ella y otras madres solteras, no han podido registrar a sus hijos como “guarceños”, porque el registrador local es de la misma idea parroquial de que las no casadas no tienen el derecho. Eso obliga al Estado a tomar cartas en el asunto, pues en ninguno de los requisitos para acceder al derecho al nombre y al registro está el de ser hijo de padres casados, ni profesar alguna fe. Aunque no lo tenga en claro, la Registraduría de El Retiro hace parte de un estado social de derecho, de una sociedad laica. Están obligados a darles nombre y a tratar con respeto a todos los ciudadanos.


Curas y funcionarios parecen inconformes con el alto número de hijos concebidos a destiempo, seguramente por jóvenes que no cuentan con el respaldo de la pareja que las embarazó. No pueden tratar de corregir la situación sacándolas del redil, sino todo lo contrario, arropándolas, acompañándolas y mostrándoles que es mejor juntos y más seguro cuanto más pensado. Pero insisto, en los asuntos de fe, cada Iglesia pone las reglas, en las instituciones públicas, la constitución es la biblia y los derechos no se pueden transar, por más lejos o cercanos que se sientan de la modernidad.




Comentarios
1
juan
2013/05/30 12:41:12 pm
Respetado señor Henry Horacio Chavez: de acuerdo a su articulo en el mundo sobre las madres solteras y en concreto del caso de la señora Yaneth, quiero hacer la siguiente aclaración: 1. Es muy fácil hablar de lo que se conoce solo de una fuente y sin consultar la segunda parte para aclarar como fueron los hechos. 2. A la señora Yaneth no se le negó la posibilidad de bautizar su hija, sino que se le aconsejo para sus padrinos que fueran un ejemplo de vida en la Fe para su hija. según el código de derecho canonico en el articiculo 874 parágrafo 3. 3. En ningún momento se le negó el bautismo a ella como lo afirma usted, por el hecho de ser madre soltera, o como lo indica en el articulo de ser concebida en pecado . 4. A la señora Yaneth se le bautizo a su hija el pasado 14 de abril, en la parroquia de el retiro. y para que conste se encuentra en el libro de partidas, libro 28, folio 302 y numero 396. de la parroquia, donde si quiere lo puede constatar. 5. En la parroquia no se le ha negado el bautismo a madres solteras en los últimos años, no se años pasados . y para constatarle se puede acercar al despacho parroquial de el retiro y usted mismo ver los diferentes bautismos donde claramente se ve que son casi todos, por no decir todos de madres cabeza de hogar o solteras. 6. En la parroquia acogemos a todas las personas, casadas, solteras, divorciadas y en unión libre. y nuestra obligación es educar en la Fe, orientar a las personas a buscar a Dios.