Gente

Romance of the horse抯 mane and the tips of the bull抯 horns
Romance de crin y pitones
Autor: Carmen V醩quez
27 de Enero de 2013


Sorteo, condumio, bota, sangr韆, serrano, jerez, capote, caballo, pasodoble, clar韓, rabo, claveles... pero nada m醩 hermoso que un abanico.

 


Sorteo, condumio, bota, sangría, serrano, jerez, capote, caballo, pasodoble, clarín, rabo, claveles... pero nada más hermoso que un abanico. Accesorio que llegó a China desde Corea, invención que ha dado para que muchísimas culturas se lo apropien de una manera muy singular, cada una a su modo. De papel, de tela, de plumas, nácar, seda o carey, ellos lucen su belleza en algo tan simple como es hacer aire.


De la primera corrida nos quedó el buen gusto de ver la plaza con excelente asistencia. No hay que poner en duda que el señor Pablo Hermoso de Mendoza con la torería de sus caballos deja de boca abierta a todos los presentes. Los gritos de olé se los dedicaron toda la tarde. Los dos toros de Vistahermosa fueron feotes en su presentación. Hermosos en su pinta y estampa los toros de don Jorge Agudelo, al que vi tranquilo y con la mirada fija en sus toritos en su barrera de siempre en el tendido 2. Él tiene un detalle. Cuando la corrida es de su divisa él no se hace en la gatera de ganaderos como lo hacen todos, él se queda en su barrera de siempre.


En el domingo de novillada los protagonistas además de ser estos chicos de sueños de torero, también lo fueron sus “chaquetillas” que fue lo que más les gustó a los de Achury Viejo y con ellas les dieron revolcón  en las cogidas que les hicieron estos novillos que tenían una estampa de toros serios. Susto de valentía, besaron la arena pero volvieron a tomar la muleta en sus manos.


Un detalle. En esta novillada no vi tanta presencia de chicos pequeños como lo fue el año pasado, en cambio sí se notó la presencia de muchos y muchas jovencitas. Y otro detalle es que se ha notado que hay dos opiniones en todo el redondel de la plaza. Cuando de pedir trofeo se trata, en el 4, 5, 6 de una sacan el pañuelo, mientras que los del 1, 2, 3 lo piensan más y no sueltan el entusiasmo tan rápido. Son los más silenciosos. En materia de toros todos los días se aprende.


Este año amerita darle todos los aplausos y vuelta al ruedo a la bonita capilla de la Virgencita Macarena. Dos aficionadas de mucho renombre como lo son Mónica Tamayo y María Cecilia Londoño de Uribe se fueron a la plaza y le pusieron todo el cariño a los detalles que ahora la hacen lucir resplandeciente. La Virgencita y su Santo Cristo son figuras entre manojos de claveles, un incensario que perfuma el entorno con su humo de granos de incienso, dos reclinatorios y una campana de bronce. El reverendo padre de la plaza nos ha dicho que para el próximo año tendrá dos bancas. Bueno... si Dios quiere. Amén.