Columnistas

Eldorado, sin control
Autor: Juan Manuel Galán
21 de Enero de 2013


La nueva torre de control del Aeropuerto Eldorado de Bogotá estará equipada y en completo funcionamiento, si tenemos suerte, en el 2015.


La nueva torre de control del Aeropuerto Eldorado de Bogotá estará equipada y en completo funcionamiento, si tenemos suerte, en el 2015. Yo me pregunto, si la torre de control es la edificación más importante para la seguridad aérea, ¿por qué su construcción se dejó para la etapa final?


La Contraloría General de la República acaba de concluir una investigación sobre irregularidades en el aeropuerto Eldorado, y afirmó que la construcción de la torre de control costó $23.000 millones más, por lo que abrirá proceso de responsabilidad fiscal a su actual director Santiago Castro.


Esto ratifica la veracidad de mis denuncias sobre lo que silenciosamente viene ocurriendo en este aeropuerto dado el incumplimiento en los tiempos de entrega de obras y la improvisación en el manejo de recursos públicos.


Aunque desde hace más de 10 años, la Aeronáutica Civil conoce las insuficiencias de la torre de control y la necesidad de reconstruirla, su improvisación ha generado serios traumatismos. En un comienzo, cuando adjudicó el contrato de concesión, se estipularon obras de remodelación sobre la torre. Posteriormente ajustó el contrato y encargó al concesionario su demolición, construcción y entrega antes del 29 de junio de 2012. Luego, contra todo pronóstico, la Aeronáutica Civil le comunicó al concesionario que ellos construirían la torre por su cuenta.


Ahora, más de seis meses después de la fecha de entrega inicialmente pactada, la Aerocivil adjudica las obras al consorcio colombo-español FCC por casi $45.000 millones y con características muy inferiores a las proyectadas.


En síntesis, en los próximos dos años ocurrirán tres cosas: 1. Los usuarios de Eldorado no tendremos torre de control fija durante 2 años. 2. Como consecuencia, las operaciones del aeropuerto entrarán en un caos que hemos advertido desde octubre de 2012. 3. Opain demandará a la Nación por perjuicios económicos, porque el retraso en la construcción de la torre perjudicará la operación. Ahí está el gravísimo detrimento patrimonial, resultado de la falta de gerencia y conocimiento en la administración de la Aeronáutica.


*Senador de la República