Nacional

Van doce incendios forestales en el país por altas temperaturas
3 de Enero de 2013


Durante los últimos días de 2012 y los primeros de 2013, se han presentado en el país doce incendios forestales en el país por las altas temperaturas. 23 departamentos se encuentran en alerta roja.



EFE


Colombia registró, desde finales de 2012, doce incendios forestales que han quemado un total de 99 hectáreas, mientras 23 de los 32 departamentos se encuentran en alerta roja como consecuencia de las altas temperaturas y la temporada seca que vive el país.


En declaraciones a medios de comunicación locales, el director de la Unidad para la Gestión del Riesgo de Desastres, Ungrd, Carlos Iván Márquez, aseguró que "en lo que va de año se han producido doce incendios forestales en varias regiones del país".


Y además insistió en la importancia de tomar medidas de prevención, al resaltar que "un 98 % de los incendios se han creado de la mano del hombre".


En este sentido, el director del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales. Ideam, Ricardo Lozano, explicó que la primera de las dos temporadas secas que vive el país a lo largo del año "siempre viene acompañada de altas temperaturas al mediodía y muy bajas en la madrugada" que elevan el riesgo de sufrir incendios, sequía y heladas.


Los estudios del Ideam hacen prever que esta situación, activa desde mediados del mes pasado, se alargará hasta marzo, cuando finalice la temporada seca y se retome la primera época de lluvias.


Ante esta situación, Lozano insistió en la importancia de las medidas de prevención que eviten realizar fuegos, quemas de rastrojos o dejar residuos en el campo, fácilmente inflamables.


En tan sólo tres días, se han quemado 99 hectáreas en todo el país en Boyacá y Cundinamarca, en este último todavía sigue activo un incendio en la población de Cajicá que ya ha quemado diez hectáreas, según la Ungrd.


Mientras las heladas afectan principalmente a los departamentos de Boyacá y Cundinamarca, en el centro del país, y Nariño, en el suroeste, la sequía deja las principales cuencas del país en alerta amarilla.