Política

The country believes peace”
“El país le cree a la paz”
Autor: José Ignacio Mejía / Nacho
3 de Noviembre de 2012


Un repaso a los asuntos electorales, de paz, de la oposición de Uribe y a los temas de descentralización con el titular de la cartera política.


Fernando Carrillo, ministro del Interior

Alex Hoyos - Prensa Concejo

El ministro del Interior Fernando Carrillo advirtió que sería un suicidio de las Farc no actuar con lealtad, de buena fe y no cumplir la palabra en el actual proceso de negociaciones con el Gobierno del presidente Santos.


El titular de los asuntos políticos no dijo si le cree a las Farc, pero está seguro que el país le cree a la paz, aunque hay que ser escépticos porque el contraste es que la gente duda que las Farc vayan a cumplir.


- Bueno ministro, cero y van como diez veces que los proyectos de Código Electoral han sido archivados en el Congreso. ¿El suyo tendría el mismo futuro?


- “Hay unas características muy particulares que tiene este proyecto de Código. Primero ha sido el producto del trabajo y de la reflexión de una cantidad de estamentos diferentes. Para esta iniciativa hay aportes del poder ejecutivo, de la  organización electoral, de las organizaciones de la sociedad civil, por supuesto del Congreso, de la academia y de los organismos internacionales.


Entonces, es un proyecto que desde el punto de vista de su fuerza conceptual va muy adelante.


Lo segundo es que está dentro de la agenda de la Mesa de Unidad Nacional, de la coalición de Gobierno y creemos que le dará un impulso muy especial al Código Electoral.


Y lo tercero es que estamos fortaleciendo todo eso con la presencia de las regiones y por eso fuimos esta semana a Medellín, para el intercambio de ideas, para la regionalización de la estrategia y la socialización de los artículos del Código, que esperemos le den una fuerza adicional”.


- Pero ahora las críticas al Código Electoral. Desde Antioquia se cuestionó que se trata de un proyecto para mantener el papel con todos los vicios y los delitos contra el voto y le tienen miedo a la implementación del voto electrónico.


- “No, yo creo que hay que abrir la puerta de todos los mecanismos electrónicos. Yo particularmente estoy convencido de ello y vengo de una experiencia internacional, vengo del Brasil donde se está trabajando en esos sistemas.


Hay que romper el miedo a esos sistemas electrónicos para incorporarlos al sistema electoral”.


- ¿El problema es financiero y de un estado muy amarrado como el colombiano?


- “No creo que el problema sea financiero, el problema es de definición específica de las reglas de juego, de los patrones con base en los cuales vamos a montar un sistema electrónico de votación”.


- ¿Ministro, ¿qué es lo bueno y la malo de su proyecto?


- “Una cosa buena es la transparencia y una cosa mala en principio yo no podría decir que habría, simplemente estamos de cara a una gran transformación del sistema electoral y eso va a suponer no algo malo, pero si algo difícil. Yo diría que sería algo difícil lograr la socialización y estamos en el propósito que la ciudadanía vea la importancia y la trascendencia política que tiene este código”.


- ¿Y cómo van evitar el ridículo nacional que fueron las recientes consultas partidistas?


- “Fundamental, es un tema esencial. Creo que el país se conscientizó un poco de lo ineficiente que era el mecanismo, lo que importa aquí es la democratización interna de los partidos, pero esto no ha sido un mecanismo de democratización interna.


Vamos a respetar las consultas, sobre todo cuando se trate de elecciones uninominales y de listas cerradas”.


- Hablemos de otros asuntos. ¿El ministro de la política qué opina de la oposición tan fiera del expresidente Uribe a la gestión del Gobierno del presidente Santos, a una administración de la cual usted hace parte?


- “Lo que hizo el presidente Santos fue defender una obra de Gobierno, tenemos mucho para mostrar, me parece a mí que este gobierno, yo lo he dicho, está haciendo política con p mayúscula, está haciendo política para combatir la desigualdad, la inequidad y el combate contra la desigualdad y la inequidad es el mejor camino para la paz.


Y esa p con mayúscula está hoy orientada fundamentalmente hacia la paz, el pueblo colombiano apoya ese horizonte de paz que ha abierto el presidente Santos y por eso es un deber entrar a defender esas políticas, que además están mostrando resultados, que no son simplemente declaraciones retóricas porque ahí están  precisamente el desempeño grande que ha tenido el Gobierno en materia social, como fue el balance que hizo el presidente Santos en la Convención del Partido de la U.


- Y precisamente hablemos de paz. ¿El ministro de la política les cree a las Farc en este proceso tan complejo y difícil?


- “El país le cree a la paz y estamos esperando que las Farc no traicionen esa voluntad de paz del país.


Yo creo que si las Farc no son leales, si no se ajustan a unos parámetros digamos que de buena fe y de cumplimiento de la palabra, sería el suicidio político de esta organización.


Esta es probablemente la última oportunidad que van a tener de sentarse a una mesa de negociación y por eso es tan importante que acudan a este llamado y que obren de buena fue y cumplan con su palabra”.


- La gente quiere la paz, pero las encuestas muestran una contradicción al exteriorizar que la misma gente no cree que las Farc estén dispuestas a la paz.


- “Por eso todos decimos que hay que llegar con una dosis de escepticismo al proceso mismo, pero hay que jugársela y el Gobierno está en eso.


El presidente ha dicho con mucha claridad que hay unos inamovibles, el Gobierno en ningún momento pretende ceder el sistema económico, ni el sistema político, ni la Constitución del 91, la presencia militar de las Fuerzas Armadas, toda la acción militar que sigue adelante. Entonces, esas son las reglas de juego del proceso.


Lo otro, es examinar de parte de ellos cuáles son las señales que van a enviar. Lo que deben hacer es simplemente cumplir la palabra con base en lo acordado en la primera parte del proceso”.


- Y si le toca a usted una desmovilización de las Farc ¿cómo garantizar la vida de esos dos mil o nueve mil guerrilleros en la vida civil, en un país muy vengativo?


- “Se ha repetido que la tercera fase es la más importante, que es la verificación, que es la fase del cumplimiento de los acuerdos, es además la fase de la protección de las personas que se van a reincorporar a la política.


El Gobierno ya ha proferido medidas en esa dirección, lo hemos hecho con los antiguos militantes de la Unión Patriótica. Yo creo que hay que proteger la integridad física de quienes van a hacer parte de la vida civil, de quienes van a intervenir en política, eso es un gran desafío para el Gobierno”.


- ¿Como las tributarias, habrá también reforma política en el Gobierno de Santos?


- “La reforma política más importante se llama el Código Electoral”.



Revolución territorial

- ¿La tal revolución territorial de la que tanto ustedes pregonan es un canto a la bandera, es verdad o simplemente es un disfraz de un nuevo centralismo, ahora que acaba de pasar el día de los disfraces?


- “Lo que debe buscar un Ministerio del Interior es revolucionar las relaciones del Estado central  con los departamentos y municipios.


Por primera vez después de veinte años tenemos una cantidad de nuevas leyes: una de reordenamiento territorial, una ley municipal, vamos a tener una ley departamental, una ley de distritos, de áreas metropolitanas. Y con base en toda esas herramientas tenemos que construir instituciones que le permitan a las regiones desarrollarse al margen de ese centralismo recalcitrante que ha sido una de las grandes patologías del sistema político”.


- Pero al código de régimen departamental le ha pasado lo mismo que al electoral, misteriosamente el Congreso lo archiva permanentemente, ¿hay algo escondido en ese tema?


- “Hay una disputa política, estamos tratando de definir una serie de competencias para los departamentos.
Hemos tenido diálogos tanto con los gobernadores, como con los congresistas y esperamos que el estatuto departamental salga adelante”.


- La inquietud del Area Metropolitana del Valle de Aburrá es que el proyecto de ley sobre áreas aprobado por el Senado no lo cambien en la Cámara y siga siendo autoridad ambiental en lo urbano y cobrando las tasas ambientales.


- “Estamos en esa discusión, hay que respetar el proceso de consecutividad legislativa y estamos dispuestos a oír todas las inquietudes particularmente las del Valle de Aburrá”.