Columnistas

¿Por qué existe el mundo y no más bien nada? (y 2)
Autor: Dario Valencia Restrepo
17 de Septiembre de 2012


La teoría vigente sobre el origen del universo señala que todo empezó con una Gran Explosión que inició la expansión del universo, la cual se acelera en la actualidad, y fue responsable de la aparición del espacio y del tiempo.

La existencia de algo en lugar de nada es una cuestión que ha sido examinada en diferentes disciplinas, entre ellas la física, aunque algunos consideran que una explicación al respecto va más allá de la física. Sin embargo, el destacado físico Steven Weinberg, entrevistado por Jim Holt para su libro “¿Por qué existe el mundo?”, dice que la cuestión  hace parte de otra más grande: “¿Por qué son las cosas del modo que son? Esto es lo que los científicos tratamos de averiguar, en términos de leyes. No tenemos todavía lo que yo llamo la teoría final. Cuando la tengamos, tal vez se arroje alguna luz sobre el porqué existe algo. Las leyes de la naturaleza podrían exigir que tenga que haber ese algo. Por ejemplo, tal vez esas leyes no permitan que el espacio vacío sea un estado estable”.


Por su parte, el autor del libro “The Fabric of the Reality”, David Deutsch, opina que una explicación última de la realidad no es posible pero agrega que, de encontrarse dicha explicación, quedaría pendiente un problema filosófico insoluble: ¿Por qué sería esa la verdadera explicación o por qué la realidad sería así y no de otra manera?


La teoría vigente sobre el origen del universo señala que todo empezó con una Gran Explosión que inició la expansión del universo, la cual se acelera en la actualidad, y fue responsable de la aparición del espacio y del tiempo. En ese momento primigenio, toda la energía y toda la masa del cosmos se encontraban concentradas en un punto. Además, se ha considerado posible que en aquellos primeros instantes pudiesen haber existido leyes físicas diferentes a las actuales.


Entonces la mencionada cuestión fundamental podría hoy reducirse a otra pregunta: ¿Por qué hubo esa explosión en lugar de ninguna explosión?


De interés es saber qué dice la teoría de la relatividad con relación al origen del universo. Como las leyes de la relatividad general gobiernan la evolución del cosmos, es posible devolver en el tiempo la aplicación de las ecuaciones correspondientes con el fin de acercarse al comienzo del universo. Se verá entonces que el contenido del universo se contraería y se calentaría cada vez más y que cuando el tiempo fuese igual a cero, el momento de la Gran Explosión, la temperatura, la densidad y la curvatura del universo serían infinitas, o sea, dichas ecuaciones dejan de tener sentido y aplicación. Se habría llegado a una llamada singularidad que produjo la explosión, cuya causa, de existir, trascendería el espacio-tiempo y, por tanto, parecería fuera del alcance de la ciencia.


En su libro “El gran diseño”, Stephen Hawking y el coautor Leonard Mlodinow escriben que “Dado que existe una ley como la de la gravedad, el universo pudo crearse a sí mismo de la nada. La creación espontánea es la razón de que exista algo en vez de nada, que exista el universo y que nosotros existamos. Ello no requiere invocar a Dios...”.  Ante las muchas reacciones que suscitaron expresiones del libro como la anterior, con posterioridad el mismo Hawking manifestó en una entrevista con Larry King de la cadena de televisión CNN: “Dios podría existir pero la ciencia puede explicar el universo sin la necesidad de un creador”.


Finalmente, sorprende que el importante escritor John Updike, en su novela de 1986 “La versión de Roger”, presente un personaje que explica cómo el universo pudo surgir de la nada mediante una fluctuación cuántica. En la actualidad, algunos físicos plantean escenarios que permiten, como se mencionó en el caso de Hawking, la emergencia espontánea de algo a partir de nada gracias a las leyes de la mecánica cuántica. Pero entonces es del caso enfrentar otros misterios: ¿De dónde provienen esas leyes? ¿Por qué serían ellas aplicables al vacío?