Editorial

El gran suceso de Colombiamoda-2012
26 de Julio de 2012


Da gusto ver c髆o cada a駉 se superan los logros de la versi髇 anterior de la Feria, que la ratifican como una de las m醩 importantes en su g閚ero de Latinoam閞ica.

El evento galante que mayor convocatoria tiene cada año en Colombia sobre el buen vestir, la moda y todo lo que se mueve alrededor de ella, cerró ayer con éxito garantizado de antemano su vigésima tercera edición en el centro de Convenciones Plaza Mayor de Medellín. Allí pudo apreciarse lo más avanzado y sofisticado en diseños y confección de toda clase de vestuario; las novedades en calzado, marroquinería, joyería, maquillaje y, por supuesto, admirar a las bellas y a los apuestos modelos que lucen todo aquello en las pasarelas.


Da gusto ver cómo cada año se superan los logros de la versión anterior de la Feria, que la ratifican como una de las más importantes en su género de Latinoamérica. Según sus organizadores, esta vez se cumple con creces la expectativa de cerrar negocios por US$95 millones, gracias a la presencia de 1.500 compradores internacionales y cerca de 8.000 nacionales, los cuales pudieron escoger dentro de una amplia oferta presentada por 450 expositores.


Y como una de las características del evento es su apertura al público, alrededor de 60.000 visitantes, entre locales, nacionales y extranjeros, pudieron disfrutar de las 29 pasarelas, con las novedosas propuestas de 19 diseñadores, once marcas de ropa y tres escuelas de moda, aparte de la posibilidad de conocer del tema, asistiendo a las 24 conferencias gratuitas, de expertos nacionales e internacionales, ofrecidas en el pabellón del Conocimiento por Inexmoda y la UPB.


En tiempos de relativa bonanza como los actuales, vale la pena recordar que la historia de la centenaria industria textil y de la confección, en torno de la cual giran las demás que hemos mencionado, no ha estado exenta de dificultades y graves crisis. La más severa, sin duda, la de los años 90 del siglo pasado, cuando las exportaciones del sector cayeron a la mitad, la demanda nacional se redujo en una quinta parte y el lamento generalizado era que se estaba yendo al traste la más emblemática de nuestras industrias.


Traemos a cuento aquella crisis porque fue el fermento de la gran cosecha que hoy estamos celebrando. La dirigencia empresarial, en lugar de amilanarse ante las dificultades, emprendió una serie de acciones, con apoyo, por supuesto, de los gobiernos, para levantar la decaída industria y hacerla más competitiva y menos permeable a los perniciosos efectos del contrabando y la competencia desleal de otros países. Pilar fundamental de ese resurgimiento ha sido precisamente el Instituto para la Exportación y la Moda, Inexmoda, una fundación sin ánimo de lucro, creada hace 25 años, con la expresa misión de generar herramientas de investigación, comercialización, innovación, capacitación, internacionalización y competitividad para los sectores textil y de confección.


Puntales fundamentales de Inexmoda han sido Colombiatex de las Américas, la muestra textil, de insumos y maquinaria para la confección y el hogar, que se reúne a comienzos de año y que con 25 versiones se ha convertido en la más grande de América Latina; y Colombiamoda, el certamen que nos ocupa y cuyo éxito rotundo demuestra que estamos en el camino correcto para llegar a poseer todo un Sistema de Moda, a la altura de los que existen en EEUU, Italia, Francia o Inglaterra.


Tenemos que celebrar, finalmente, que al cierre de Colombiamoda se haya acordado una alianza entre el Gobierno, a través de Proexport, y el sector privado, para mejorar aun más la competitividad del sector textil-confección, sobre todo ahora que se tiene al frente el gran reto de los TLC, especialmente el que está en marcha con los Estados Unidos. Ya es un buen síntoma que en el primer trimestre de 2012, el sector esté representando el 1,3% del PIB total y el 10,3% del PIB manufacturero; que esté generando 160.000 empleos directos y más de 600.000 indirectos; y cubriendo cerca del 5% del total de exportaciones industriales, según reveló ayer aquí el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo.