Gente

Remember
RECORDAR
Autor: Carmen V醩quez
4 de Junio de 2012


Finales de los 60 y principios de los 70, un grupo de j髒enes mujeres que se so馻ban estudiar y conocer el amplio mundo de las humanidades, la cultura y las comunicaciones, fueron las que abrieron el camino de la Facultad de Comunicaciones

Finales de los 60 y principios de los 70, un grupo de jóvenes mujeres que se soñaban estudiar y conocer el amplio mundo de las humanidades, la cultura y las comunicaciones, fueron las que abrieron el camino de la Facultad de Comunicaciones de la Universidad Pontificia Bolivariana. Los profesores fueron unos maestros, monseñor Félix Henao Botero daba vueltas y cantaleteaba la filosofía de un buen bolivariano. El clima de eterna primavera se sentía más puro en el alto del barrio Buenos Aires en donde estaba el antiguo y distinguido Colegio del Sagrado Corazón, sede de la primerísima facultad y residencia de Comunicaciones. Aplicadas, alegres y unidas. Los años pasaron haciendo cumplir los definitivos ciclos, cada una siguió su camino. Pero como el mundo es un pañuelo y solo tiene cuatro puntas, la unión de los recuerdos y la alta tecnología ha vuelto a reunirlas. Lógico que el cielo también ha hecho su llamado y ni los maestros todos viven y ni la lista de ellas es completa. Bastó conectarse y en dos días de la semana pasada, los abrazos de volver a verse, las emociones, dejaron asomar frágil lágrima... recordar y recordar. Trece de estas mujeres egresadas de Comunicaciones se reunieron en lo que Carmen Santiago llamó: La Cumbre.
Paseo en buseta, almuerzos, museos, compras, el Jardín Botánico, el Parque Explora, el Metro y en el corazón... sentimientos del recuerdo.


Sabores diferentes


De un lado a otro de la ciudad las noticias sociales se enmarcan en sabores diferentes. Tres empresarios que saben por donde es el buen camino de la gastronomía, le dieron toque de “Informal” a una buena idea de unir sus tres restaurantes en tres sabores, tres cocinas y un amplio espacio para todos. El Ávila, Orzo y Blanco, en la bonita calle del barrio Provenza, en donde los aromas se matizan y llaman a la mesa.


El Hotel Belfort inauguró su Temporada Gastronómica de comida colombiana con todo el lujo del folclor y los sabores de varias de nuestras regiones. El chef José Guevara es un amante de los sabores de nuestro país y en la carta de temporada tiene: pargo frito, del Caribe; ajiaco, bogotano; chuleta valluna; arroz clavado, del Pacífico; aborrajados del Valle y la bandeja y los tamalitos paisas.
La inauguración se dio con varias estampas musicales del Ballet Folclórico y es una temporada que se puede disfrutar todo este mes de junio.


Sabor y tema de moda el que Univentas ofreció para ver todas las tendencias de hogar. La preocupación de todo lo que se puede disfrutar en casa es toda una sinfonía de colores y texturas que se mezclan y hacen diseño.