Economía

Government seeks a “healthy” growth of credit
Gobierno busca el sano crecimiento del crédito
19 de Mayo de 2012


Más allá de frenar el crecimiento del crédito de consumo, el Gobierno Nacional dice que lo que busca es llevar a que los bancos sean más cautelosos en a quiénes les otorgan sus créditos.


La viceministra de Hacienda, Ana Fernanda Maiguashca, estuvo en Medellín, acompañando al ministro de Hacienda, al presidente Juan Manuel Santos, a varios ministros. Aunque se discutieron varios temas, entre ellos Autopistas para la Prosperidad, altos funcionarios del Ministerio de Hacienda presentaron datos generales sobre la reforma tributaria a miembros de la Gobernación de Antioquia y a medios de comunicación.

Cortesía Gobernación de Antioquia

Redacción Economía


Las personas están endeudándose más, es decir las carteras de crédito, tanto hipotecarias como de consumo, de las entidades financeras están aumentando, lo cual es en cierta medida un reflejo de la confianza y el momento de la economía. Sin embargo, el Gobierno Nacional anunció medidas adicionales, que, como lo dice el ministro Juan Carlos Echeverry, son “para prevenir problemas futuros”.


El Banco de la República en sus últimas reuniones ha alertado sobre los niveles del endeudamiento en el país. Por ejemplo, en su última reunión la Junta del Emisor dijo en su comunicado oficial: “El crecimiento del crédito a los hogares permanece alto, especialmente el de consumo, lo que indica que los hogares han elevado significativamente su grado de endeudamiento”.


Ahora el Gobierno Nacional tomó medidas, pero “la idea no es frenar el crédito de consumo”, es “castigar “ aquellas entidades financieras que estén otorgando préstamos “sin hacer una revisión cuidadosa de si la persona en efecto puede pagar su crédito o no”, dice la viceministro de Hacienda, Ana Fernanda Maiguashca.


La medida consiste en que la Superintendencia Financiera revisará a cuáles entidades “se les está deteriorando su cartera, es decir les está creciendo de manera acelerada su cartera vencida”. A estas, la Superintendencia les pedirá que por cada cien pesos que presten, dejen una “provisión” de 1,5 y no de un peso aproximadamente, como funciona actualmente y seguirá haciéndose si las entidades cuidan a quién prestan su dinero.


Las medidas, según Maiguashca, obedecen a que “las entidades financieras prestan plata que es de sus depositantes, por lo tanto es en ese mundo donde la Superintendencia actúa y dice ‘ojo’, porque el riesgo que usted está asumiendo, no lo está asumiendo con dinero propio, buena parte de ese dinero pertenece a los ahorradores”.


Hoy la llamada cartera bruta crece al 24,8%, pero la cartera vencida crece al 26%, “en el pasado venía decreciendo, entonces este es el momento donde usted dice ‘es mejor prevenir que lamentar”’, concluye la viceministra de Hacienda.