Antioquia

Stagnated, 18 trillion pesos for Afro-Colombians
Estancados 18 billones de pesos para afrodescendientes
Autor: Juan Jose Valencia García
13 de Abril de 2012


La comunidad afro de la ciudad se reunió para alinear el Plan de Desarrollo de Medellín con el del Gobierno Nacional, y así evitar trabas en la reclamación del presupuesto para el desarrollo de su población.


Cerca de 30 representantes de la población afro se reunieron en Casa de Integración de esa comunidad, ubicada en el barrio Prado Centro, para definir las necesidades que incluirán en el documento anexo al Plan de Desarrollo 2012-2015 "Medellín, un hogar para la vida".

Hace diez meses, por primera vez en la historia de Colombia, el Gobierno Nacional aprobó un plan de desarrollo específico para la comunidad afrodescenciente. Se destinaron 18 billones de pesos para satisfacer las necesidades de esa población durante el cuatrienio, cifra que equivale al 11 por ciento del presupuesto nacional para 2012.


Durante el gobierno de Álvaro Uribe, recuerda Manuel Palacios, presidente de la Federación de Consejos Comunitarios y Federaciones Afrocolombianas, Fedeafro, se habían enviado dos planes de desarrollo, pero ninguno fue aprobado entonces.


En 2011 Juan Manuel Santos dio vía libre a las propuestas de los afrodescendientes y aceptó el documento. Sin embargo, a dos meses de cumplirse un año de su expedición, la comunidad negra del país no ha sugerido ni un solo proyecto. Es decir que los 18 billones de pesos están intactos.


“Ya hemos perdido un año. Mi temor es que nos pase lo de siempre: disputas internas y conflictos que eviten consolidar ideas para darle buen destino al presupuesto consignado por el Gobierno”, explica Palacios.


El objetivo de los afroantioqueños es que de ese dinero se destinen al menos  500.000 millones al departamento, aunque la cifra puede variar, pues el presupuesto no se divide en partes iguales entre los departamentos sino que se asigna más capital a las regiones que más proyectos formulen.


Laura Cantillo, directora ejecutiva de Fedeafro, explica que la única forma de reclamar el dinero destinado por el Gobierno es alineando el Plan de Desarrollo municipal al nacional.


Para lograr eso, la comunidad afro estructuró un documento anexo que debía ser entregado antes del 15 de abril a la Alcaldía de Medellín, en el que plantearon programas que favorecen la similitud entre la hoja de ruta local y la nacional.


“Los negros de Medellín viven en condiciones paupérrimas, aislados de las necesidades básicas que necesita cualquier persona”, sentencia Cantillo, quien agrega que el presupuesto que destina la Administración Municipal a los afrodescendientes es insuficiente.


Realidad afro en Medellín


En la capital de Antioquia hay 236.722 habitantes de la comunidad afro, eso es el 11 por ciento de la población total de la ciudad.


Por tal motivo, asegura Nicolás Maturana, director ejecutivo de Afro Medellín, al menos el 10 por ciento del presupuesto municipal debería corresponder a su comunidad, es decir 1,6 billones de pesos en el cuatrenio.


Según Manuel Palacios, la Administración destina solo 6.000 millones de pesos a las necesidades de los afrodescendientes, capital limitado para atender a una población que vive, en su mayoría, en las comunas 4, 6, 7, 8 y 10, algunas de las más vulnerables de la ciudad. Además el 50 por ciento vive en casas arrendadas, el 17 por ciento es analfabeta, el 60 por ciento de los hombres trabaja en la construcción y el 70 por ciento de las mujeres en servicio doméstico. 


Ante esa realidad, coinciden los líderes, es urgente que ese presupuesto del  Gobierno Nacional, que ya es propio, se desembolse rápidamente. Por eso piden a la Administración que incluya en el Plan de Desarrollo las propuestas consignadas en el documento anexo.



Solicitud del presupuesto


El proceso para reclamar una porción del presupuesto asignado en el Plan de Desarrollo Afrocolombiano inicia con la solicitud que hacen los dirigentes de esa comunidad a algún ministerio de la República de acuerdo a su necesidad.


Para ello resulta fundamental que esa problemática esté visibilizada en el Plan de Desarrollo municipal, que resulta ser la constancia de la solicitud expresa de la comunidad.


Manuel Palacio asegura que tras cumplirse esas dos condiciones, el desembolso de los dineros al Municipio para dar marcha al proyecto solicitado es obligatorio.


"La instrucción del presidente Santos fue que el ministro que se niegue a destinar los recursos debe ser denunciado por los ciudadanos", asegura el presidente de Fedeafro.