Mundo deportivo

Michael, recharged
Michael, recargado
Autor: Roosevelt Castro B.
13 de Abril de 2012


A sus 31 años, el tenista antioqueño vuelve con ganas de mostrar sus conocimientos en el deporte que lo apasiona. Será el aporte colombiano en el Circuito de Leyendas del tenis mundial, que se disputará en Medellín del 3 al 6 de mayo próximo.

Foto: EL MUNDO 

Michael Quintero viene de jugar tres Challenger, uno en Bucaramanga, otro en Barranquilla y el último en Pereira donde fue eliminado, pero donde mostró su talento con la raqueta.

Michael Quintero viene renovado. Luego de padecer tres lesiones seguidas que le hicieron abandonar el deporte de sus afectos por más de dos años y medio, el tenista antioqueño regresó con unas ganas enormes de jugar y de seguir vigente en el orbe de la raqueta.


-¿Cómo asumió este reto de la vida en estos casi tres años de abandonar “forzosamente” las raquetas y las bolas de tenis?


“La verdad fue muy duro, pero con muchas ganas de volver y gracias a Dios se pudo ya que me recuperé un ciento por ciento de mis lesiones, especialmente de la operación del hombro. Ya llevo cuatro torneos y los resultados han sido muy buenos para un receso tan largo como el que tuve, pues llegué con un muy buen nivel y sé que puedo mejorar mucho más”.


-¿En qué consistieron las lesiones?


“La primera fue en Roland Garros donde se me rasgó el cartílago triangular de la muñeca izquierda, después tuve dos hernias discales en la espalda y luego tuve un slap del hombro, que consiste en un desgarro de un  tendón en esa zona y esa fue la operación que fue la que prácticamente me hizo retirar por todo ese tiempo”.


-Tengo entendido que no fueron años perdidos estos en los que estuvo con este “receso obligatorio”, ya que  usted le empezó a enseñar a otros chicos los que podríamos llamar como “los secretos de tenis”. ¿Es cierto?


“(Risas) Sí, es cierto.  Estuve con tres chicos, unos que querían jugar profesional y otros con una universidad, lastimosamente los cogí muy tarde y ellos estaban un poquito atrasados entonces tenían que distinguir si querían jugar con universidad o ser profesionales, ya era una decisión muy personal. Un claro ejemplo es el chico Jefferson Brand, que quiere intentar lograr su sueño y vamos a ver cómo le ayudamos”.


-¿Qué viene para Michael Quintero?


“Por ahora dedicarme al tenis, pues he visto que he tenido muy buenos resultados en mi regreso, me siento bien físicamente. Esperemos a ver cuánto puedo jugar. Ojalá pudiera quedarme en Medellín y poder ayudar a la gente de Colombia, especialmente a los chicos tenistas, porque sé que no hay muchos entrenadores expertos  y tampoco muchos jugadores que tengan la experiencia ATP para lograr tener una buena camada de buenos tenistas”.