Nacional

Presidente Santos a favor de un acercamiento entre EE.UU. y Cuba
8 de Abril de 2012


Tras varias décadas de lucha política, el presidente Juan Manuel Santos aseveró que es necesario un acercamiento entre Estados Unidos y Cuba, además de un cambio en sus relaciones. El mandatario expresó su voluntad de aportar a dicho acercamiento.

 


AP


Estados Unidos y Cuba necesitan acercase y cambiar sus relaciones, aseguró el presidente colombiano Juan Manuel Santos en una entrevista divulgada el domingo.


Santos dijo que ese eventual acercamiento de Washington y La Habana sólo será posible después de las elecciones presidenciales de Estados Unidos, previstas para noviembre.


Aunque el mandatario colombiano no lo mencionó, el tema de Cuba es una parte de la agenda electoral debido a la fortaleza de la comunidad cubana en nichos claves de votación como la Florida y que en su mayoría se opone a una nueva relación con el gobierno del presidente cubano Raúl Castro.


Y aunque no dio detalles sobre cómo podría darse ese acercamiento entre los dos países, tras cuatro décadas de luchas políticas, la manifestación de Santos se sumó a lo que parece un coro regional para que Cuba pueda participar de forma plena en foros como la Cumbre de las Américas, cuya sexta edición se celebrará en el balneario caribeño colombiano de Cartagena el 14 y 15 de abril.


"Hay que acercar a las partes, que son Estados Unidos y Cuba", dijo Santos a la prensa local.


Creo, añadió, que "a estas alturas no tiene sentido que Cuba no esté. Hay cierto grado de hipocresía en la forma como tratan a Cuba y no aplican el mismo rasero a otros países. Si hay buena voluntad, me gustaría un acercamiento entre ellos para poder buscar una nueva relación. Eso no va ser posible antes de las elecciones, pero después, si yo puedo y si Colombia puede poner un granito de arena para que eso suceda, lo haríamos con mucho gusto".


Una participación de Cuba y posibles alternativas a la actual guerra contra las drogas son los dos asuntos extra agenda de los debates de los presidentes. El tema de la cumbre, oficialmente, es la integración.


Sobre el debate de las drogas, Santos reiteró que lo único que se hará en la cumbre es abordar el asunto sobre cuáles otras alternativas pueden existir, sin que se espere que los mandatarios tomen una decisión.


"Ninguna de las dos posiciones (legalizar o no) está sustentada por datos reales... No tengo los elementos de juicio para decir que me quedo con uno u otro", dijo.


Lo único que se propone, indicó, "a estas alturas es abordar el tema, que ya de por sí es un paso muy importante, porque hasta este momento muchos países, incluido Estados Unidos, se negaban a hacerlo. Ahora lo van a hacer, sin que eso quiera decir que están dispuestos a cambiar sus políticas. Estamos proponiendo que se discuta de una forma objetiva, racional, técnica, para que cualquier decisión que se tome a futuro esté basada en argumentos válidos y no en simples prejuicios".


Y mientras se toma alguna decisión, lo que puede demorar mucho tiempo, Colombia seguirá combatiéndolas porque "para nosotros es un problema de seguridad nacional".


Para Colombia, advirtió, "no es un problema marginal, es un problema de fondo. Donde bajemos la guardia se nos vuelve a crecer el enano".