Nacional

Santos abogó por erradicar en Colombia el flagelo de las minas
4 de Abril de 2012


El presidente Santos se unió a la campaña de sensibilización contra las minas antipersona y abogó por la erradicación de estos artefactos en Colombia.

 


EFE


El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, abogó hoy porque su país, el segundo más afectado del mundo por las minas antipersonales, pueda erradicar ese flagelo.


"Ojalá podamos erradicar de Colombia el flagelo cruel e inhumano' de las minas antipersonal", señaló Santos.


El gobernante colombiano destacó los resultados de la campaña "Presta tu pierna. Remángate", con la que los ciudadanos fueron invitados a recoger una de las botas de su pantalón para recordar a las víctimas en el marco del Día Internacional para la Sensibilización contra esos artefactos.


Santos participó en esa campaña desde el municipio de Tibú, fronterizo con Venezuela, y recordó algunas cifras que muestran la magnitud de este flagelo en su país, el segundo a nivel mundial con más minas sembradas, unas cien mil según cifra oficiales, detrás de Afganistán.


"Casi diez mil personas desde 1990, casi diez mil compatriotas nuestros han sido víctimas de las minas. De estas, 7.600, un poquito más, quedaron heridos, pero quedaron heridos de por vida: perdieron sus piernas, perdieron sus brazos, y otros murieron a causa de estas minas antipersonal", dijo.


Hizo énfasis en que alrededor de la mitad de las víctimas de las minas han sido civiles, campesinos y niños. "Por eso queremos unirnos en forma clara y contundente a esta manifestación mundial", sostuvo.


Santos se recogió el pantalón y remarcó que "es la forma como el mundo entero se está manifestando contra este fenómeno tan cruel".


En distintas ciudades, por otra parte, la celebración contó con la presencia de autoridades militares y civiles, así como de víctimas que sobrevivieron a esas armas no convencionales.


Las Farc y el Eln son consideradas las principales organizaciones de siembra de minas antipersonal en el país y protagonistas del conflicto armado interno de más de medio siglo.


 



Cifras

 


Datos del Paicma señalan que desde 1990 y hasta el 31 de marzo de 2012, se registraron un total de 9.755 víctimas por minas antipersonal y municiones sin explotar.


De éstas, el 38 por ciento, 3.693, son civiles y el 62 por ciento, 6.062, miembros de la Fuerza Pública.


En cuanto a menores de edad, 950 resultaron afectados, 742 heridos y 208 murieron.


Las Farc y el Eln, grupos guerrilleros con más de medio siglo de antigüedad, son consideradas las principales organizaciones de siembra de minas antipersonales en el país.