Fútbol en el Mundo

Munich, the magic word
MÚNICH,la palabra mágica
17 de Marzo de 2012


La gran final de la Liga de Campeones de Europa se disputará el sábado 19 de mayo en el estadio Allianz Arena de Múnich, Alemania.

Foto: AP 

Barcelona, con el argentino Lionel Messi (izq.) en un momento extraordinario, espera revalidar el título de la "Champions".

EFE


Barcelona, actual campeón de Europa, y Real Madrid, equipo más laureado de la competición con nueve títulos, enfrentarán en cuartos de final de Liga de Campeones al Milan italiano y al Apoel chipriota, respectivamente, y no se cruzarán hasta una hipotética final.


Los dos grandes favoritos al título, Barcelona y Real Madrid, no repetirán una eliminatoria, como la de la pasada temporada en semifinales que desató duros enfrentamientos, pues no se pueden ver hasta la final. Milan y el ganador del Benfica-Chelsea es el camino del equipo de Pep Guardiola. Apoel y el vencedor del Marsella-Bayern, el de José Mourinho, según deparó el sorteo de ayer en Nyon (Suiza).


El vigente campeón, el Barça, quedó emparejado con el Milán italiano, ganador de siete Copas de Europa, al que ya se enfrentó en la actual edición de la Liga de Campeones. Liderado por un exazulgrana, el sueco Zlatan Ibrahimovic, logró sacar un empate a dos del Camp Nou y cedió el primer puesto de grupo al perder en San Siro (2-3). Ahora, está pendiente de recuperar a Boateng, un futbolista clave en su juego que aumenta el físico y la pegada.


El ganador de esta serie tendrá que enfrentarse al vencedor del Benfica-Chelsea en semifinales.


Es una eliminatoria en la que el favoritismo recae sobre el conjunto inglés, que tras la marcha de Villas-Boas va encontrando mejores resultados con el mismo fútbol sin brillantez pero con pegada. Con ella remontó al Napoli en octavos, dependiendo como siempre del liderazgo de Frank Lampard, el gol de Didier Drogba más la magia de Juan Mata.


Real Madrid se llevó la ‘cenicienta’ del sorteo. Apoel Nicosia que ya ha hecho historia al acceder por primera vez a unos cuartos de final de la competición más prestigiosa de Europa.


El emparejamiento entre Marsella y Bayern nunca se ha dado en competición europea, pero presenta al conjunto alemán con ventaja tras marcar siete al Basilea en octavos ante la magia del Allianz, estadio que tendrá que visitar el Real Madrid en dos ocasiones si quiere conquistar el título.



La opinión de Pep


El técnico del Barça, Pep Guardiola, aseguró ayer que al equipo le esperan unos cuartos de final "terriblemente duros" ante Milan, y que en ningún momento está pensando en una hipotética final contra Real Madrid.


"La final queda... es imposible, no pienso ni en la hipotética semifinal ante Chelsea o Benfica, queda ahora centrarse en Sevilla y en los otros dos partidos y luego ya pensaremos. Solo sé que serán unos cuartos de final terriblemente duros", opinó el entrenador azulgrana. "Nos tocó el Milan, uno de los más grandes equipos de toda la historia de Europa, líder de la liga italiana, con jugadores fantásticos... Necesitaremos la ayuda de todo el mundo, sobre todo el partido de vuelta", indicó Guardiola, consciente de que la vuelta se jugará en el Camp Nou y puede ser decisiva.