Nacional

The Quimbo, in the limbo?
El Quimbo ¿en el limbo?
5 de Marzo de 2012


Justo después de que la Fiscalía anunciara una revisión al proyecto de construcción de la hidroeléctrica de El Quimbo, la Procuraduría General de la Nación también realizará un seguimiento a las obras.

Foto: Cortesía 

Este es el Vertedero Alto, uno de los dos túneles por los que será desviado el cauce del río Magdalena y por lo que protestan los ambientalistas.

De poco sirvió la intervención de la Policía para retirar a los manifestantes que el sábado se apostaron en las puertas del megaproyecto de El Quimbo. Si bien no fueron los opositores a la construcción los que evitaron el desvío del Cauce del río Magdalena, sí lograron que las autoridades se pronunciaran.


Una herramienta más fuerte que los carteles y las piedras que arrojaron los defensores del medio ambiente tiene en vilo las obras: las vías jurídicas. Tanto la Procuraduría como la Fiscalía General de la Nación anunciaron que harán un riguroso seguimiento al proyecto que tiene una inversión cercana a los 830 millones de dólares.


Aunque Frank Pearl, ministro de Medio Ambiente, se pronunció sobre las protestas, y afirmó que no solo fueron campesinos los que manifestaron, sino que incluso estudiantes de las universidades del Huila se infiltraron en la manifestación, y el propio presidente Juan Manuel Santos insistió en la necesidad de la obra.


El procurador General de Colombia, Alejandro Ordóñez, designó a una comisión especial para la revisión de la construcción.  “Estamos actuando dentro del escenario de nuestra función preventiva y de acuerdo a las necesidades y urgencias que implica la defensa del patrimonio público y el medio ambiente”, explica Ordóñez.


A la par con este anuncio la Fiscalía General de la Nación también inició un proceso disciplinario para establecer si se cometieron irregularidades en la contratación de la obra que se proyectó como la más importante de Endesa en Latinoamérica solo comparada con la del Ralco en Chile.


Según la entidad, un grupo de fiscales especializados de la Unidad Nacional Anticorrupción y de la nueva Unidad de Delitos contra el Medio Ambiente asumirán las respectivas investigaciones al considerar que hay indicios de los daños ambientales.


Mientras en Bogotá se adelantan los procesos, en la región continúan grupos de Policía Antidisturbios que cuidan las 8.000 hectáreas de los municipios de Agrado, Gigante, Garzón, Tesalia, Altamira y Paicol, en el Huila.


La obra, que se supone debe finalizar en diciembre del 2014, ya inició la construcción de un túnel que llevará el agua del río Magdalena, el más extenso de Colombia, a otro cauce.  La estructura fue diseñada para generar 2.216 gigavatios hora al año, suficientes para cubrir el 4 por ciento de la demanda energética colombiana.



¿Qué es El Quimbo?

El Quimbo es un proyecto hidroeléctrico que se inició hace cuatro años con el objetivo de abastecer la demanda energética del país. El primer paso de las obras fue la radicación, en marzo de ese mismo año, del estudio de impacto ambiental ante el Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial, que desencadenó en la Licencia ambiental que fue otorgada en mayo de 2009.


Aunque esa licencia fue demandada por varios grupos ambientales, quienes denunciaban los daños ambientales, lo que terminó en agosto de 2009 a favor de la construcción.


Solo hasta noviembre de 2010, hace año y medio, se inician las obras en las que ya se unieron dos frentes de excavación subterránea.