Economía

An “overwhelming” response to the European crisis is requested
Piden respuesta “abrumadora” ante crisis europea
21 de Febrero de 2012


La reunión “informal” de cancilleres del G20 que finalizó ayer en Los Cabos, México, buscó impulsar temas de gobierno internacional estancados en la ONU, como cambio climático, seguridad alimentaria y desarrollo sustentable.

Foto: AP 

Patricia Espinosa, canciller mexicana, explicó que la cita ministerial consistió en un diálogo "franco y abierto" ante los principales retos mundiales, con el fin de presentar conclusiones en la cumbre del G20, en junio próximo.

Resumen Agencias, AP, EFE


El presidente mexicano, Felipe Calderón, pidió una respuesta contundente y oportuna de respaldo internacional para superar la crisis financiera internacional, en momentos en que la Unión Europea busca evitar la quiebra de Grecia, durante el encuentro de Ministros de Asuntos Exteriores del Grupo de los Veinte (G20) e invitados, realizado en Los Cabos, al noroccidente de México.


El mandatario indicó que “un manejo inadecuado de la actual crisis generará consecuencias adversas en todo el mundo” y propuso una “estrategia efectiva de contención” para la situación en Italia y España, de forma que una dificultad de liquidez temporal no se convierta en un problema mayor y puso como ejemplo los esfuerzos para salir de las crisis de los países latinoamericanos en las décadas de los ochenta y noventa.


Además, Calderón enfatizó en la necesidad de rediseñar las instituciones financieras, además de ver que la producción de alimentos y el desarrollo sustentable ofrezcan alternativas para ayudar a la gente y al mismo tiempo hacer crecer las economías.


Por su parte, la canciller mexicana, Patricia Espinosa, llamó a superar la “miopía” que genera la defensa de los intereses nacionales frente a los mundiales y lamentó que exista la sensación de que el mundo de hoy “carece de dirección”, pues la incapacidad para dirigir los cambios globales desde las políticas de cada país, “potencialmente genera un efecto devastador en cada nación”.


Además, el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, planteó que “esta no es una crisis de deuda soberana, en que son exclusivamente responsables los países deudores” y recordó que la crisis hipotecaria en EE.UU. creció a escala global y forzó al rescate del sector público y añadió: “La crisis no es económica, es política”.


Competencia justa


Por otro lado, la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, expresó que se han logrado avances en la lucha contra las barreras comerciales, aunque todavía aparecen regulaciones proteccionistas en contravía de lo establecido por el G20 de promover un crecimiento equilibrado y que una economía global sana “necesita ser abierta, libre, transparente y justa”.


A su vez, el canciller chileno, Alfredo Moreno, país invitado al encuentro informal, aunque no es miembro del G20, afirmó que confía en que se dé inicio a una discusión sobre como los distintos organismos internacionales funcionen de manera eficaz, pero también sean inclusivos: “que todos los países tengan voz”, señaló.



Colombia en el G20


Entre los países invitados al encuentro informal de cancilleres del G20, previo a la cumbre a realizarse en junio, se incluyó a Colombia, con la representación de la ministra de Relaciones Exteriores, María Ángela Holguín, quien hizo un llamado para avanzar en acuerdos concretos y aprovechar la Conferencia Río+20 como una oportunidad para trabajar de manera conjunta en el desarrollo sostenible.


La diplomática sostuvo ante sus homólogos que esto podrá lograrse a través de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), que tienen "valor agregado, al integrar tres dimensiones de este tipo de desarrollo (económico, social y ambiental) y permitir una implementación en áreas prioritarias como agua, seguridad alimentaria y energía".