Editorial

¡No nos dejemos asustar!
6 de Enero de 2012


Instamos a las gentes de Urabá y de los demás municipios, a confiar en las instituciones y a rechazar a los violentos, empezando por no acatar sus pretendidos “paros armados” ni sus amenazas.

2

Echando mano de la vieja estratagema terrorista del “paro armado”, inventada por la narcoguerrilla, su socia y cómplice en el negocio del narcotráfico, los “urabeños” o “autodefensas gaitanistas” -como también dicen llamarse- consiguieron afectar ayer el comercio, el transporte, la agroindustria y las actividades ciudadanas en Urabá, Bajo Cauca y Occidente antioqueños. También hubo alteraciones de la normalidad en poblaciones de los departamentos de Córdoba, Bolívar, Magdalena y Sucre, pero en el curso del día se hizo un amplio despliegue policial y militar y a la hora de escribir este comentario la situación estaba bajo absoluto control de las autoridades.


Mediante panfletos y grafitis amenazantes, que anunciaban represalias contra comerciantes y transportadores que no acataran la “orden de paro de 48 horas”, los criminales pretendían que todo el mundo guardara luto por su falso ídolo y cabecilla, Juan de Dios Úsuga David, alias ‘Giovanni’, muerto por la Policía el pasado 1º de enero y cuyo entierro debía cumplirse ayer en el cementerio del corregimiento Pueblo Nuevo, de Necoclí.


Gracias a la oportuna intervención de las fuerzas del orden, el experimento terrorista les costó caro, pues, según el último reporte conocido de la Policía Nacional, solo en Antioquia, hasta las seis de la tarde habían sido capturados 12 integrantes de esa banda, sorprendidos cuando, portando armas de corto alcance, intimidaban a dueños de fincas y locales comerciales en Apartadó, San Pedro de Urabá, Uramita, Cañasgordas y Briceño. Y en un operativo en Caucasia se logró la captura de uno de los lugartenientes de alias ‘Giovanni’, identificado como Jesús Orlay Acevedo, alias ‘Mario’ o ‘zorrillo’.


“Los intentos de las bandas por frenar la acción de las autoridades no detendrán la lucha sin cuartel contra estos grupos. ¡Vamos con todo!”, escribió el presidente Santos en Twitter. Por su parte, el gobernador Sergio Fajardo, luego de un consejo de seguridad con los comandantes regionales de las FF.AA. y con los alcaldes de la zona de Urabá, informó que la colaboración entre las autoridades locales, la Fuerza Pública, la Gobernación y la Presidencia era eficaz, permanente y seguiría con especial cuidado hasta que desaparezca la amenaza. “No dejaremos que nos asusten... Seguiremos en la tarea, día y noche, hasta derrotar la ilegalidad. Tenemos un reto en Urabá: sacudirnos de la criminalidad que la ha estigmatizado impidiendo la superación de la pobreza”.


Nos unimos fervorosamente a esa campaña de liberación de esa promisoria región de Colombia e instamos a las gentes de Urabá y de los demás municipios, a confiar en las instituciones y a rechazar a los violentos, empezando por no acatar sus pretendidos “paros armados” ni sus amenazas. Según reza un comunicado de la Gobernación, hay más de 6.500 unidades de la Fuerza Pública desplegadas para proteger sus vidas y bienes. No faltarán intimidaciones de los delincuentes de toda laya, pues sienten pasos de animal grande. Pero con ello demuestran su cobardía y su propia impotencia para contrarrestar la acción contundente de la Policía, el Ejército, la Armada y los organismos de inteligencia, que los tienen en la mira y más temprano que tarde, si no se someten a la justicia, terminarán corriendo la misma suerte de sus cabecillas; es decir, en una tumba o en una cárcel por buen número de años.


No queremos terminar este comentario sin hacer un llamado cordial a los colegas, especialmente de los noticieros radiales y televisivos, a manejar con más sensatez micrófonos y cámaras para no jugar el papelón de altavoces de los terroristas, contribuyendo con ello, de buena fe, seguramente, a facilitar sus protervos fines y a incrementar la zozobra de las gentes.




Comentarios
2
carlos
2012/01/06 09:04:44 am
Que bueno que se destapò la hoya podrida de la REGION DE URABÀ, los delincuentes manejan el comercio, el transporte, los bancos, el exito etce etc. Deben caer cabezas en las autoridades de esta regiòn , como le hacen fuego a estos simverguenzas. El presidente Santos y el ministro deben estar muy aburridos con este suceso, ya que en esta regiòn hay un NARCOESTADO.
LEON
2012/01/06 07:10:01 am
ESTO ES UNA CONSECUENCIA DE LA POLITICA DE SEGURIDAD DEMOCRATICA Y SUS FALSAS DESMOVILIZACIONES, DONDE TODO UN PAIS FUE ENGAÑADO POR LOS PARAMILITARES Y EL SEÑOR ALVARO URIBE. MUY PROCUPANTE SU ULTIMO PARRAFO "UN DIARIO INVITANDO A LA CENSURA DE PRENSA", NO PARECEN LOS VOCEROS DEL PARTIDO LIBERAL EN ANTIOQUIA, SINO DEL PARTIDO CONSERVADOR, QUE TRISTEZA¡