Jueves 22 de Diciembre de 2016    Actualizado 3:16 pm.

Política

The ground is still shaking in the conservatism
Sigue temblando en el conservatismo
Autor: José Ignacio Mejía / Nacho
9 de Junio de 2015


Hubo desbandada en el equipo del senador Juan Diego Gómez y una gran avanzada de líderes y de votos se trasteó para el conservatismo de Itagüí. Apoyarán al Concejo de Medellín a Lucas Cañas.



La inscripción al Concejo de Medellín de Lucas Cañas confirmó nuevos sobresaltos y movimientos en el conservatismo de Antioquia.

La inscripción de la candidatura conservadora al Concejo de Medellín del joven abogado Lucas Cañas Jaramillo volvió a alterar los sismógrafos del conservatismo antioqueño.


El cumplimiento de ese sencillo requisito estatutario permitió comprobar que continúan las réplicas de los temblores en ese partido, que comenzaron en los días previos a la pasada y reciente Convención Departamental, que eligió candidata a la Gobernación de Antioquia.


Como oportunamente reveló Panorama Político de El MUNDO, el pacto de los conservatismos de Itagüí y de Bello fue el causante de un terremoto que aún está moviendo los cimientos de los azules antioqueños.


Y ahora las réplicas de ese terremoto afectan la estructura interna del sector del senador Juan Diego Gómez Jiménez y la de su tío Pedro Jiménez Salazar, aún presidente del Directorio Conservador de Antioquia.


La fuerte sacudida la provocó una masiva desbandada de dirigentes con sus votos del lado del grupo de la familia Jiménez hacia el Liberalismo de Itagüí, el cual se refuerza y se fortalece con el ingreso de importantes dirigentes conservadores a menos de cinco meses para los comicios territoriales.


Precisamente la inscripción el pasado viernes del joven abogado Lucas Cañas fue la prueba reina que comprobó esa fuerte migración entre grupos conservadores y develó los nombres de los líderes que viraron de rumbo.


Allí se pudo establecer que ese trasteo comenzó semanas atrás y fue gestado por el excandidato al Concejo de Medellín, con más de 4.000 votos en el 2011, el administrador de empresas de la UPB y empresario en la compra y venta de automotores, Carlos Franco Arango, quien en el 2014 fungió como gerente de la campaña al Senado de Juan Diego Gómez.


La ruptura y alejamiento entre ambos se fue acentuando en el primer semestre de este año y Carlos Franco invitó a varios de los dirigentes que estuvieron en esa campaña al Congreso para que lo acompañaran en su proyecto de cambio de equipo, lo que fue logrando.


Simultáneamente se aclararon algunas dudas del pasado entre Franco Arango y Lucas Cañas, y este último le pidió que lo apoyará en su proyecto electoral de llegar al Concejo de Medellín.


Fue así como Franco A. y Lucas J. llegaron a un acuerdo en ese sentido, lo que fue facilitado por la decisión del empresario en la venta de carros, de desistir a su segunda aspiración al Cabildo de Medellín.


La senadora Nidia Marcela Osorio no sólo saludó la aspiración de Lucas Cañas, sino que dio la bienvenida al conservatismo de Itagüí de nuevos líderes y votos conservadores.


Este ambiente de cordialidad política entre ambos derivó poco a poco en el acercamiento de Franco Arango al conservatismo de Itagüí, en el cual milita Cañas Jaramillo desde finales del 2013 cuando aspiró y luego declinó su aspiración a la Cámara.


Fue así como tras una serie de conversaciones Franco A. se divorció políticamente del senador Juan Diego Gómez y dio el salto definitivo hacia su nueva trinchera conservadora.


Todos estos pasos se dieron herméticamente y sólo el pasado viernes, durante el registro de Lucas Cañas como candidato, se corrió el telón y quedó a la luz pública la desbandada en el sector del senador Gómez Jiménez y el arribo al conservatismo de Itagüí de votos frescos.


Los que emigraron


Con el empresario Carlos Franco se marcharon el también excandidato al Concejo, Luis Eduardo Tobón; el excandidato a la Cámara, Felipe Jiménez, quien hoy es directivo nacional del gremio que agrupa a los concejales en Colombia, y el excontralor de Medellín, Gustavo Arroyave.


Pero otra de las grandes novedades de este trasteo entre matices conservadores, lo constituyó el acompañamiento a esa migración del grupo político que ha dirigido en Cambio Radical, Misael Cadavid Jaramillo, quien en el 2011 contabilizó casi los 4.700 votos.


Tanto Franco A. como Cadavid J., hoy socios políticos, decidieron no volver a aspirar al Cabildo Municipal, lo que también posibilitó su llegada al conservatismo que hoy comanda la senadora Nidia Marcela Osorio y el representante a la Cámara, Horacio Gallón, pues el jefe natural de esta vertiente conservadora, Carlos Andrés Trujillo, está ejerciendo como alcalde de Itagüí.


A este equipo también accedió, pero por otra vía, el actual concejal de Medellín, Roberto Cardona, quien aspira a su reelección.


Aunque los nuevos inquilinos conservadores arribaron acatando todas las directrices de los jefes de este sector azul, en medio de los diálogos para su ingreso anunciaron su voluntad de respaldar a otro candidato al Concejo de Medellín y mostraron sus cartas en favor de Lucas Cañas.


El apoyo de estos conservadores fue lo que al final fue inclinando la balanza a su favor y este equipo le notificó, promediando la semana pasada, a Lucas Cañas que sería también candidato a esa corporación y el viernes se inscribió rodeado por toda la plana mayor del conservatismo de Itagüí y por los nuevos socios que ingresaron recientemente.


Entonces, además de Carlos Franco, Luis Eduardo Tobón, Felipe Jiménez, Gustavo Arroyave y la gente de Misael Cadavid, a Lucas Cañas también lo ayudarán electoralmente el exdiputado Guillermo Cuartas; el exconcejal de Medellín, Gustavo Valencia y el dirigente rionegrero Humberto Tejada.


Fue tan masivo el acompañamiento a Lucas Cañas a su inscripción, que asombrado el presidente del Directorio Conservador de Antioquia, Pedro Jiménez, no tuvo otra que comentar que ese muchacho salió en versión mejorada, en alusión a su padre Gerardo Cañas, hoy ejerciendo como funcionario del Gobierno Nacional.



Gabriel Zapata

Además de los importantes refuerzos del conservatismo de Itagüí, su última enorme adquisición fue el exsenador Gabriel Zapata Correa.


El conocido y curtido dirigente conservador también se acaba de marchar del grupo del senador Juan Diego Gómez Jiménez, quien no se volvió a acordar que Zapata Correa existía en la política de Antioquia y por eso cambió de rumbo.


El excongresista juega un papel clave en el ajedrez del actual proceso electoral local, pues al cierre el pasado viernes de las inscripciones de candidatos conservadores, fue el único que se apuntó como aspirante a la Alcaldía de Medellín.


Y como especulan que el senador Gómez Jiménez ya cogió hacia el uribismo y va a apoyar a Juan Carlos Vélez para esa Alcaldía, entonces Gabriel Zapata quedó notificado que queda en libertad para tomar decisiones políticas con sus nuevos socios del conservatismo de Itagüí.


Y por cumplir todas las disposiciones estatutarias de su partido, Zapata Correa espera que le entreguen el aval como opción electoral a la Alcaldía de la capital de Antioquia.




Prohibida su reproducción total o parcial. La traducción a cualquier idioma está permitida estrictamente para usos pedagógicos y debe citarse la fuente. Reproduction in whole or in part is forbidden. Translation in any language is permitted strictly for pedagogic uses without permission written, and sources must be mention.
Webmaster: webmaster@elmundo.com - Contáctenos en la Calle 53 #74-50 Barrio Los Colores en Medellín - Colombia - Teléfono (574) 2642800