Obras

En abril terminarían trabajos de la Inferior con Balsos
Autor: León David Marín Alvarez
3 de Noviembre de 2016


La Alcaldía de Medellín ha adelantado los procesos administrativos y judiciales para determinar las responsabilidades por las fallas presentadas en el proyecto. Estas acciones incluyen un acompañamiento de la Contraloría de Medellín.


Foto: Hernán Vanegas 

Así luce actualmente el intercambio vial de la Transversal Superior con Balsos.

Con la construcción de vigas longitudinales y otras transversales a lo largo de la pantalla y en el sector del puente, se busca dar solución definitiva a las fallas del intercambio vial de la Transversal Superior con Balsos.


También hacen parte de las medidas la reparación de los concretos estructurales con concretos reforzados y los sistemas de filtración para la evacuación de aguas, labores que se realizarán sobre las pantallas del costado sur y puente.


Los trabajos iniciarán la primera semana de diciembre, según anunció ayer el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, quien ofreció disculpas por los traumatismos ocasionados con el proyecto, que fue adjudicado en 2014, y que tendría inicialmente un costo de 9.832 millones de pesos.


Sin embargo, informó el alcalde que con las reparaciones necesarias en la obra el presupuesto ascenderá a los 18.000 millones de pesos.


De acuerdo con lo previsto, la ejecución de las obras y la puesta en funcionamiento del paso a desnivel es de cinco meses, por lo que se espera terminar las labores la última semana de abril del próximo año.


En febrero de este año se descubrió una falla en una de las pantallas, por lo que se contrató a la Universidad de Medellín para buscar posibles soluciones.


Para dar solución definitiva a los problemas de la obra se contrató a la empresa Integral S.A., que se encargó de la revisión y ajuste de los diseños e interventoría; y la compañía Conconcreto, encargada de la ejecución de las actividades preoperativas y de seguridad.


El alcalde aclaró que la Administración Municipal asumirá los costos relacionados con la contratación de los estudios técnicos para determinar la solución a la falla de la pantalla del costado sur del deprimido y la ejecución de las obras respectivas.


Jaime Bermúdez, gerente de la Empresa de Desarrollo Urbano (EDU), comentó que además de las vigas longitudinales y transversales se realizará también “un fresado de unos quince centímetros en las pantallas tanto oriental como occidental, con unos refuerzos en carbono. Adicionalmente a esto vamos a hacer unas vigas en la parte sur, que va a ir más o menos hasta donde está el poste, que son unos 300 metros donde termina el soterrado para darle una estabilidad completa al sistema”.


Geori Herrán, quien pertenece al Consejo de Administración de la unidad Surabaya, vecina de la obra, manifestó que “el temor nuestro es que no solamente se vayan a arreglar las hendiduras sino que posteriormente las aguas que se están filtrando por debajo, entonces estamos solicitando encarecidamente a la Administración que por cuenta de ellos también incluyan el estudio de suelos de las unidades que han sido afectadas, un estudio de patología, que involucra determinar si hay aguas perdidas todavía”.


Narró que en varias propiedades se han presentado hendiduras, “fracturas de hasta 10 y 20 centímetros en los pisos de los garajes”.


“Las pólizas de garantía de la obra no cubrían los daños a las casas. Eso es imposible y eso pasó, o sea que nosotros vamos a reclamar”, enfatizó.



Mayor cuidado en la contratación

El alcalde Federico Gutiérrez dijo que situaciones como la de esta obra no deben volver a presentarse en Medellín.


“Cosas como esta no pueden pasar, no pueden seguir pasando en nuestra ciudad. Hay que mirar muy bien quiénes básicamente son las personas que empiezan a ejecutar las obras, cómo son los diseños, y qué tipo de empresas son las que están ganando también las diferentes licitaciones y los contratos. Yo pienso que es fundamental que esto se dé. Es lo mínimo que ha pedido la comunidad, una comunidad del sector afectada, una ciudad afectada, unas obras que han sido por valorización, que también son recursos públicos, son recursos que son aportados además por las comunidades aparte de lo que han tenido que pagar en impuestos generales”, expresó el mandatario local.


Y añadió que “este es un proceso que por supuesto no admitía este tipo de errores y que por eso la comunidad tiene todo el derecho y toda la razón cuando dice estar incómoda y cuando hace este tipo de reclamos”.