Por aquí, por allá y en todas partes

Autor: Mariluz Uribe
4 febrero de 2019 - 09:01 PM

Lo que sucede es que la humanidad es así, insatisfecha, mal educada, poco instruida, violenta y se complace en el mal ajeno.

Conozco una persona que se queja de todo en general….: -“En este país no se puede vivir. La violencia, las matanzas, los atracos. Los asesinatos hasta en las casas. Las bombas. Las huelgas que ahora elegantemente llaman Paros. Las fallas en los servicios. El precio de mercado, el lomito a miles y ¡también la lechuga! Y lo que lo empujan a uno en la plaza, donde además lo insultan, le sacan cuchillo y le dicen “el lujo en la sala y el hambre en la casa…” -Coger taxi casi imposible, no paran o van solo para donde quieren, no ponen el aparatico, pero cobran durito. De los buses ni hablar. ¿Carro propio? Se lo roban, se lo estrellan, lo multan, se lo llevan, y en el mejor de los casos se lo cuidan… un rato, algún venezolano. No se puede parquear en ninguna parte. Los agentes de policía resultan enemigos declarados o sin declarar. -Qué mala la calidad de la ropa, se rompe, se raja, se caen los botones. Los zapatos no duran (¿chinos?), las medias se van, la ropa interior es regu, la exterior mal cortada. La elegancia se acabó.

Lea también: Pasaron el nacimiento de Jesús y la matanza de Herodes a los niños

-Los impuestos, ahora se paga al año una suma que viene a ser el mismo precio que había costado la casita hace 30 añitos. Las valorizaciones, suben pero no bajan… "

En fin la cosa es de nunca acabar. Llanto y desolación. La señora quejumbrosa tiene razón, en muchos aspectos esa es la verdad. Pero en lo que no tiene razón es en creer que esas cosas pasan únicamente en Colombia; pues esas y otras peores pasan en el mundo entero. Lo que sucede es que la humanidad es así, insatisfecha, mal educada, poco instruida, violenta y se complace en el mal ajeno. ¡Leer desde Caín y Abel! No es ni buena ni santa, ni dueña de sí misma. Es impulsiva y es animal. Y así ha sido desde el principio de los siglos en todos los rincones del mundo. ¿Las matanzas? Claro que aquí las tenemos. Pero ¿qué tal las que ha habido en los países que sabemos… Y en otros de los cuales no tenemos noticias?

¿Los atracos? Recuerdo aquel famoso al tren que trasportaba dineros de banco en Inglaterra ¡Copiamos! ¿La bombas? Por doquier. En París las han puesto, en atentados hasta contra presidentes y ministros. Las han llamado “plastic”. Y en los alrededores de ese elegante París que fue, luchas entre franceses y desplazados, problemitas de viejas colonias. Y aquí en Colombia, ni hablar.

¿Que está caro el mercado? Y como lo estará en la India, donde la media de vida son 34 años. Y la nuestra son 70. La ropa americana que corresponde al precio de la nuestra también se acaba con voltearla a ver. ¡Mejor comprarla de segunda donde al menos ya está probada! ¿Personal para servicio doméstico? -Para qué hablar. Ya no existe sino en algunos países sud y centroamericanos. En los países de supuesto alto nivel de vida, las dueñas de casa tienen que hacer todo y a esos oficios múltiples se suman el de madre y esposa. Por suerte los maridos colaboran.

Vea además: Navidad por allá y por acá

Recuerdo una vez, estando en Nueva York, la ciudad se quedó sin electricidad y sin periódicos por motivo de un paro. Que hace algún tiempo los aeropuertos franceses estuvieron cerrados dos días por huelga, con los consiguientes problemas para las compañías de aviación, inclusive las francesas que tuvieron que aguantar la furia de sus clientes y pagar la permanencia forzada en algún hotel. Y otra vez, huelga en aeropuerto de Madrid, había que dormir en el suelo sobre la maleta. Pero qué tal las huelgas de la llamada Avianca que nos dejaron a todos los colombianos tirados y se tiraron nuestros planes.

¿Impuestos? Impuestos en los Estados Unidos. Y el desagrado que les producirá pagarlos sabiendo que esa plata es para construir un muro de la discordia. O para enviarla al exterior para Planes como fue por ejemplo el Marshall y fueron y son las Alianzas para Progresos, cuando no es para iniciar nuevas guerras.

Un amigo argentino que vivió un tiempo aquí, dijo: Colombia es el país del futuro, un país rico, de porvenir y con grandes posibilidades, un país para invertir y se sorprende cuando le cuentan que los colombianos sacan el dinero, ¡pues él por su parte trae dinero para invertirlo aquí!

 

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Martha Roesler, limpiando las cortinas
Palabra & Obra /

Arte y tragedia

Llanos Orientales
Palabra & Obra /

Llanura, soledad y viento, una forma más benigna de mirar la selva

Flor de loto
Palabra & Obra /

Cabeza de novia

Corazón borrado
Palabra & Obra /

Corazón borrado: para tomar decisiones correctas

Germán Poveda
Ciencia /

Seis propuestas de los científicos para el MinCTI

Artículos relacionados

Con que frisoles importados...
Columnistas

Con que frisoles importados...

Y después chillamos porque aquello que llamamos CANASTA FAMILIAR (haya familia o no) también sufre alza de precios.

Lo más leído

1
Política /

Panorama político

El caso Elejalde-Guerra, la agitada política en Bello y la encuesta en el CD para la Gobernación de...
2
Columnistas /

Carta de un examor

Tu madre me escribió, pero no leí la carta, pues la primera frase me pareció muy rara diciendo que...
3
Columnistas /

Medellín: SOS por el aire

La Alcaldía de Medellín remitió a los ciudadanos un decálogo de lo que debemos hacer para aguantar la...
4
Columnistas /

Régimen simple y el Contrato realidad en materia laboral

La simplificación se constituye como una medida dirigida a superar los bajos índices de recaudo bruto...
5
Columnistas /

¿Sí al fracking?

En nuestro país, el país del Sagrado Corazón, donde se delimitan los Parques Naturales y los Páramos...
6
Urbanismo /

Medellín, una ciudad aplazada

Una ciudad renovada, sostenible y equilibrada era lo que se pretendía lograr con la aprobación del Plan...