Lo que el viento se llevó

Autor: Tomás Castrillón Oberndorfer
27 marzo de 2020 - 12:00 AM

Es preciso considerar y rechazar la actuación de algunas personas, encabezadas por los especuladores de medicamentos y alimentos, que tratan de aprovechar las crisis para su propio beneficio.

Medellín

Ante los últimos acontecimientos relacionados con la salud de la población, viene a la memoria el titular de este escrito que corresponde al de un clásico del cine.

Se pensaba que al ocurrir cada una de las últimas contingencias que se han presentado en el país, no podría venir nada peor. Así fue como se pasó por Reficar, Electricaribe y la contingencia de Hidroituango. De acuerdo con la Ley de Murphy “todo es susceptible de empeorar”, y el mundo se ha visto sometido a una pandemia provocada por un virus que claramente afecta a Colombia. En pocas palabras se ha declarado un “Estado de guerra” para combatir la extensión y los efectos de tal virus.

Considerando entonces la “apertura de hostilidades” contra el virus, es conveniente recordar el conocido texto titulado: “El arte de la Guerra” del chino Sun Tzu.

En el capítulo que se refiere a: “Puntos débiles y fuertes”, se dice: “Generalmente, el que ocupa el terreno primero y espera a enemigo tiene la posición más fuerte; el que llega MÁS TARDE y se precipita al combate está ya debilitado”. En el capítulo que se refiere a “Las marchas”, dice: “Si las órdenes son sin excepción, eficaces las tropas serán obedientes. Si las órdenes no son siempre eficaces, las tropas serán desobedientes”.

Lea también: De la infiltración a la vacuna

Finalmente, respecto a los “Planes de contingencia” distingue dos tipos fundamentales. El de Respaldo, o sea: “El que contempla las contramedidas preventivas ANTES QUE SE MATERIALICE UNA AMENAZA”. Y el de Emergencia, o sea: “El que contempla las contramedidas necesarias DURANTE LA MATERIALIZACIÓN DE UNA AMENAZA”. “El que entendió, entendió”.

Ciertamente, “todos a una”, lucharán contra la contingencia viral y cuando se haya logrado el control de la pandemia, las entidades de control serán las encargadas de evaluar el comportamiento de los dirigentes que tuvieron a cargo la responsabilidad del manejo de la lucha por la salud.

Al iniciarse “el combate” surgieron varias recomendaciones iniciales como medios para tratar de controlar la infestación. Se destacan: el correcto aseo de las manos, la distancia mínima que se debe mantener entre los ciudadanos y la limitación en el número de personas en las reuniones y asambleas. También ha venido a la memoria una serie de prácticas que eran normales a mediados del siglo pasado, hace unas dos generaciones, como se recomendaba en el “Manual de Urbanidad y buenas costumbres” del español Manuel Antonio Carreño publicado en 1853.

En efecto: en el capítulo II: “Del aseo”, en el artículo I: “Del aseo de nuestra persona”, dice: “Nuestras manos nos sirven para casi todas las operaciones materiales de la vida y son, por lo tanto, la parte del cuerpo que más expuesta se halla a perder su limpieza. Lavémonos, pues, con frecuencia durante el día, y, por de contado todas las ocasiones en que tengamos motivo para sospechar siquiera que no se encuentran perfectamente aseadas”.

Le puede interesar: De los pactos y las alianzas

También en el artículo titulado: “Del aseo para con los demás”, dice: “Jamás nos acerquemos tanto a la persona con quien hablamos, que llegue a percibir nuestro aliento”. También da recomendaciones para “cuando no estando solos nos ocurra toser o estornudar a fin de impedir que se impregne de nuestro aliento el aire que aspiran las personas que nos rodean”.

Es fácil ver que muchas buenas prácticas del pasado se abandonaron. Por ejemplo, hace unos años se introdujo la práctica de saludar con un beso a propios y extraños. También debe recordarse que en las antiguas casas existía un lavamanos a la entrada del comedor. Y así por el estilo.

Es claro que tal circunstancia se debe al facilismo, inmediatismo y esnobismo que mucho antes que el “Corona virus” invadieron al mundo sin haberles encontrado vacuna ni remedio.

Finalmente, es preciso considerar y rechazar la actuación de algunas personas, encabezadas por los especuladores de medicamentos y alimentos, que tratan de aprovechar las crisis para su propio beneficio. Entre este tipo de abusadores también están algunos comunicadores que: en su afán de obtener el tal “rating”, o buscando un falso protagonismo recurren a repetidas manifestaciones amarillistas que muchas veces hacen cundir la alarma.

También, algunos dirigentes políticos demuestran, repetidamente, que ya están en la carrera por la presidencia abusando del protagonismo y la repetida aparición en los medios.

Compartir Imprimir

Comentarios:

Hernando
Hernando
2020-03-31 18:40:20
Estimado Colega. Me atrevo a corregir el pais de nacimiento del Sr manuel carreño. Nacio en Caracas Venezuela.
Edgar
Edgar
2020-03-27 16:10:57
Claro, es el momento en el que algunos muestran el cobre, cuando critican todo lo que hace o dice el Presidente, por ejemplo.

Destacados

Carlos Vives
Columnistas /

Para adelante y para atrás

El Mundo inaugura
Columnistas /

EL MUNDO fue la casa de la cultura de Medellín

Mabel Torres
Columnistas /

Firmas y responsabilidad

Guillermo Gaviria Echeverri
Columnistas /

La desaparición de EL MUNDO

Fundamundo
Columnistas /

Mi último “Vestigium”

Lo más leído

1
Columnistas /

¿Glorieta, rompoi o romboi?

@ortografiajuanv explica las interrelaciones de culturas y la formación de nuevas palabras
2
Columnistas /

¿Dulcecito o dulcesito?

El elemento que agregamos al final de una palabra para cambiar su sentido se llama sufijo… Este sufijo...
3
Columnistas /

Cinco cosas a favor y cinco en contra sobre el comunismo extinto

Los comunistas son tan enfáticos en su convicción que con la mayoría resulta imposible hacer un diálogo
4
Cazamentiras /

Nicolás Maduro, ¿colombiano?

Recientemente, usuarios en las redes sociales reavivaron la polémica en torno a la nacionalidad del...
5
Columnistas /

¿Migrar o emigrar? ¿E inmigrar qué?

Migrar, emigrar e inmigrar hablan de la misma realidad, pero no por ello son sinónimos. Las diferencias...
6
Columnistas /

“Godos” y liberales

Nuestros partidos políticos se alejan de ideologías extranjeras al mismo tiempo que se dedican a ensalzar...