La Farc se retira de la campaña presidencial

Autor: Dirección
9 marzo de 2018 - 12:00 AM

En su actual situación deberán adherir a otro candidato: uno con afinidad ideológica, como Gustavo Petro o Piedad Córdoba, o uno comprometido con la defensa total del acuerdo final, que es Humberto de la Calle.

En la mañana del jueves, las Farc confirmaron su retiro de la campaña presidencial 2018, decisión que tiene como única explicación cierta el deterioro de la salud de Rodrigo Londoño, su conductor.

Vea: Farc declinó participación en contienda presidencial

Acostumbrados a jugar con cartas marcadas y ocultas, los voceros de ese partido se empeñaron en atribuir su obligado retiro de la contienda electoral a “falta de garantías”, que no asocian a la falta de comodidades, seguridad o recursos, sino a las protestas de ciudadanos indignados que han tenido la valentía de reclamarles, como no lo hizo el Gobierno, lo que aún deben a la sociedad que victimizaron y ofendieron durante 50 años: comparecencia ante la JEP y petición de perdón, así sea sólo a las víctimas directas. Esa sociedad objetivo de la nueva agresión fariana es, en contraste con ellos, la que generosa recibió, y ha llevado a importantes dignidades, a los desmovilizados del M19 y el Epl.

Lea también: Al Gobierno y la Farc les está quedando grande la democracia

La decisión de las Farc de no participar en la campaña presidencial sacrifica a miembros de su comité político, antiguo secretariado, que aspiraban a suceder a timochenko, así como a la candidata a vicepresidente, Imelda Daza. Y anuncia, además, la renuencia a dar visibilidad, y acompañarse, de los civiles del partido Comunista, la Marcha Patriótica, el Polo Democrático, y otras organizaciones políticas, sindicales y sociales, que fueron puente de la organización armada con la civilidad; ese encubrimiento crea un vacío en los posibles sustitutos de Rodrigo Londoño y otro vacío de verdad en el proceso de reinserción y el posterior de reconciliación.

Le puede interesar: Otra jugada de Santos para las Farc y contra la democracia

En el escenario que sus dirigentes han creado, a la Farc se le impone adherir a otro candidato presidencial, camino en el que tiene distintas opciones. Puede escoger acompañar a alguno de los aspirantes más afines a su ideología, como Gustavo Petro o Piedad Córdoba. Pero también puede definirse por engrosar la campaña del único candidato que está tan comprometido como ese grupo con la defensa e implementación, sin cambios, del acuerdo final, que es Humberto de la Calle.  Amanecerá y veremos.

Compartir Imprimir

Comentarios:

Edgar
Edgar
2018-03-09 07:16:05
Era una decisión que se veía venir, por la furia del ciudadano del común que no ve arrepentimiento sincero en esos terroristas, ni afán de sometimiento a la justicia, así sea una justicia fabricada a su amaño.

Destacados

Carlos Vives
Columnistas /

Para adelante y para atrás

El Mundo inaugura
Columnistas /

EL MUNDO fue la casa de la cultura de Medellín

Mabel Torres
Columnistas /

Firmas y responsabilidad

Guillermo Gaviria Echeverri
Columnistas /

La desaparición de EL MUNDO

Fundamundo
Columnistas /

Mi último “Vestigium”

Artículos relacionados

Derrotas y esperanzas de la democracia
Editorial

Derrotas y esperanzas de la democracia

Colombia recibe el 2018 con la esperanza puesta en la ciudadanía, que recupera su poder para mover el péndulo de la democracia hacia un escenario en el que vuelvan a...
Crónica de un fracaso anunciado
Editorial

Crónica de un fracaso anunciado

Los expresidentes César Gaviria y Ernesto Samper, y el senador Horacio Serpa, promotores de esta espuria convocatoria, deben darse por notificados de su ineptitud...

Lo más leído

1
Columnistas /

Cinco cosas a favor y cinco en contra sobre el comunismo extinto

Los comunistas son tan enfáticos en su convicción que con la mayoría resulta imposible hacer un diálogo
2
Salud /

La pastilla del día después bajará de precio: MinSalud

La píldora hace parte de una lista de más de 1.042 medicamentos que el Ministerio de Salud regula para...
3
Columnistas /

Cómo expresar los años y los siglos

No es correcto decir: el año veinte veinte. La RAE recomienda la modalidad española: año dos mil veinte.
4
Salud /

La legalidad facilita el consumo de popper

Si una persona inhala popper y la consume en su diario vivir, podría convertirse en una sustancia...
5
Columnistas /

¿Migrar o emigrar? ¿E inmigrar qué?

Migrar, emigrar e inmigrar hablan de la misma realidad, pero no por ello son sinónimos. Las diferencias...
6
Columnistas /

¿Va mayúscula después del signo de interrogación?

“¿Cuándo estaba pequeño usted bailó y jugó con la ronda infantil que rezaba ‘la colita es mía, es...