¿Educación – Televisión?

Autor: Hernán Cárdenas Lince
29 julio de 2017 - 12:08 AM

La publicidad debe incluirse la aplicación de ordenamientos educativos para el bienestar de toda la población

Gran parte de la vida de un colombiano se pasa viendo televisión y mucho menor es el tiempo que dedicamos a ir a escuelas y colegios. Todo ello demuestra que deberíamos estar pensando en convertir la televisión nuestra en un medio educativo pero siempre con fuerza, entretenida y que se sigan pasando informaciones necesarias para la vida moderna.

Lea sobre la televisión y la formación

Desde hace años sigo pensando que la televisión debería estar en manos de nuestro poder educativo y que se dirija este medio con fuerza educativa al mismo tiempo que debe ser alegre y entretenida, pero debe continuar con su fuerza informativa.

El pueblo colombiano necesita cubrir sus falencias educativas, las que siguen permitiendo que delincuentes espantosos orienten a nuestra sociedad, pero perfectamente sería posible que toda la televisión nos eduque en forma entretenida y alegre. Tampoco sería necesario suprimir la publicidad, pero en ella debe incluirse la aplicación de ordenamientos educativos para el bienestar de toda la población.

Es importante reconocer que hace siglos la literatura escrita cambió para bien de toda la sociedad por lo que hicieron sabios personajes como Shakespeare y Cervantes que nos enseñaron caminos correctos para nuestras vidas. En otras palabras, puede decirse que nos educaron con la literatura.

Hoy la televisión tiene la fuerza más poderosa para orientar la sociedad y sin darse cuenta es la corriente definitiva que arrastra a toda la población. La forma y la manera de dar una noticia sobre un robo podría ser narrada en forma crítica contra el mal, al mismo tiempo que podría darse en forma alegre e inteligente.

El tiempo que gastamos viendo televisión podría cambiar nuestras vidas y al mismo tiempo asegurarnos un buen futuro para las nuevas generaciones. Y los noticieros podrían lograr inteligentes informaciones sin ser un caos para los intereses comerciales y de negocios. Educar en forma alegre y entretenida es algo que sí puede hacer la televisión además de convertirnos en observadores de un medio de educación que nos divierta enormemente.

Vea sobre ideas para una mejor televisión:

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Martha Roesler, limpiando las cortinas
Palabra & Obra /

Arte y tragedia

Llanos Orientales
Palabra & Obra /

Llanura, soledad y viento, una forma más benigna de mirar la selva

Flor de loto
Palabra & Obra /

Cabeza de novia

Corazón borrado
Palabra & Obra /

Corazón borrado: para tomar decisiones correctas

Germán Poveda
Ciencia /

Seis propuestas de los científicos para el MinCTI

Lo más leído

1
Política /

Valorización calienta la campaña en Rionegro

La altísima contribución que le están cobrando a los “ricos” de esta ciudad, ya está impactando...
2
Política /

Panorama político

El caso Elejalde-Guerra, la agitada política en Bello y la encuesta en el CD para la Gobernación de...
3
Columnistas /

Carta de un examor

Tu madre me escribió, pero no leí la carta, pues la primera frase me pareció muy rara diciendo que...
4
Columnistas /

Medellín: SOS por el aire

La Alcaldía de Medellín remitió a los ciudadanos un decálogo de lo que debemos hacer para aguantar la...
5
Columnistas /

Régimen simple y el Contrato realidad en materia laboral

La simplificación se constituye como una medida dirigida a superar los bajos índices de recaudo bruto...
6
Urbanismo /

Medellín, una ciudad aplazada

Una ciudad renovada, sostenible y equilibrada era lo que se pretendía lograr con la aprobación del Plan...