Miércoles 1 de Octubre de 2014    Actualizado 05:28 am.

Ochoa temía que sus superiores bancarios supieran que hacía música
Fui un compositor clandestino
2 de Julio de 2006


Es el autor del tema musical ‘El camino de la vida’, considerada la canción más hermosa del siglo pasado en Colombia. Actualmente es el director ejecutivo de la asociación ‘Antioquia le canta a Colombia’. Es el canta-autor Héctor Ochoa Cárdenas. Dice que el reaggeton es la antimúsica. “Pa’ lo único que sirve es pa’ hacer aeróbicos”, anota.

Foto: Giuseppe Restrepo 

Héctor Ochoa no va a misa. Como estudió con los Hermanos Cristianos, dice que “durante seis años fui todos los días a misa y entonces yo creo que ya fui a todas las misas que tenía que ir”.

- ¿Cómo ha visto el Mundial de Fútbol?
- “Yo creo que el Mundial de Fútbol apenas empieza ahora en octavos de final. Hasta ahora hemos visto muy poco, y los equipos buenos son los mismos con las mismas, como se dice”.

- ¿El camino de la vida si es como lo imaginaba?
- “Sí, porque siempre fui muy conciente de que el camino de la vida no era fácil”.

- ¿Qué ha sido lo mejor en el camino de su vida?
- “Si yo cogiera una balanza y pesara las penas y tristezas y en otro plato de la balanza pesara mis alegrías y mis buenos momentos, podría decir que suman más las cosas buenas que las cosas tristes y duras. De manera que puedo decirle que he sido feliz, relativamente, porque la felicidad total no existe y tal vez eso ha sido lo mejor del camino de mi vida”.

- ¿Y lo peor?
- “Lo peor son las cosas feas que pesan sobre nuestro país, la violencia, la corrupción, la pobreza, la injusta distribución del ingreso. Esas son, tal vez, las cosas que más nos duelen a los que vivimos en esta Patria tan bonita y tan dolida”.

- ¿Le gusta ir a los centros comerciales?
- “De vez en cuando”.

- ¿Le queda tiempo para ir a misa?
- “Yo fui a misa cuando estudié en primaria con los Hermanos Cristianos. Durante seis años fui todos los días a misa y entonces yo creo que ya fui a todas las misas que tenía que ir, pero soy una persona muy creyente”.

- ¿Visita el Cerro Nutibara?
- “Muy poco”.

- ¿Alguna vez le tiraron agua en plena serenata?
- “Agua no, pero si me echaron bala en una serenata. Yo era integrante del Trío de Oro en mi época de estudiante de bachillerato y nos fuimos a dar la serenata a Robledo de un muchacho que se iba a estudiar a Estados Unidos y quería despedirse de su novia. Cuando empezamos a cantar abrieron un postiguito de la ventana y salieron unos disparos. Salimos despavoridos y ahí terminó la serenata. Después el muchacho nos escribió del exterior contándonos que sus suegros, quienes vivían en esa finca y que eran europeos, ocho días antes les habían dado una serenata unos músicos de la región y mientras ellos escuchaban la serenata en la ventana, por detrás les robaron todas las cosas de la cocina y entonces pensaron que nosotros éramos los mismos tipos que iban a robarles con el mismo cuento de la serenata”.

- ¿Sabía improvisar versos para conquistar amores?
- “Yo no soy repentista, soy muy malo para improvisar. Yo hago mis versos con mis canciones y los reviso varias veces y los pulo hasta que quede satisfecho con ellos”.

- ¿Le gusta vivir en Medellín?
- “Muchísimo”.

- ¿Sabe adónde va uno después de muerto?
- “Como le decía, yo soy muy creyente y creo que el espíritu de uno, si vivió bien, va a disfrutar de la presencia de Dios. Entiendo que ese es el cielo y la gloria”.

- ¿Ha sufrido de artritis por culpa de la guitarra?
- “No, nunca. Yo hasta el 29 de junio (fecha de la entrevista) no sufro de ninguna enfermedad”.

- ¿A propósito, cuántas guitarras le dañó su padre?
- “Ay, qué agridulce recuerdo. Como mi padre, precisamente por haber sido músico y que hizo toda la carrera, la del bohemio, la del músico erudito, la del profesor de música, compositor, arreglista y director de orquesta, entonces consideraba que la música no tenía ningún futuro para vivir económicamente bien y se oponía a que los hijos abrazáramos la música como profesión. Yo hice el Trío de Oro cuando estaba en bachillerato y pa’ poder salir a dar serenatas, me salía por el solar de la casa. Un día les dimos una serenata a unas amigas, me tomé unos traguitos y llegué después de las 12 de la noche a la casa. A uno le echaban llave a la puerta y se me olvidó entrar por el solar, toqué la puerta, mi papá me estaba esperando, me fui de bruces por los tragos, mi papá cogió la guitarra, la partió y la tiró a la calle en pedazos. Después, en una pelea con mi hermano, llegamos peliando a la casa porque él quería que le diéramos serenata a una novia que él tenía y ya la semana anterior le habíamos dado tres serenatas, y llegamos discutiendo y en la puerta de la casa, mi papá salió y volvió y me quitó la guitarra y volvió y la quebró y la tiró a la calle”.

- ¿Es cierto que usted componía al escondido porque su papá no quería que fuera músico?
- “Sí. Yo fui un compositor clandestino, pero no tanto en la época de mi padre, sino cuando trabajé en el Banco Cafetero, porque no quería que en el banco supieran que yo hacía canciones, porque músico era sinónimo de bohemio, de borracho, de parrandista, y en las entidades bancarias, especialmente en mi época, por los años 55 al 70, pues los directivos eran muy celosos de la conducta de los empleados, de manera que por eso fui un músico clandestino en mis primeros años”.

- ¿Qué es lo que más extraña de su juventud?
- “La hermosa irresponsabilidad que uno maneja cuando es joven”.

- ¿Cuál es el mejor recuerdo de su época de empleado bancario?
- “Cada que me ascendían y me subían el sueldo”.

- ¿Alguna vez le tocó vivir un atraco bancario?
- “Sí, en el año 1963, cuando no habían carros blindados, yo era gerente del Banco Cafetero en Ciudad Bolívar (Antioquia) y vine a Medellín con otro compañero del banco a retirar un dinero del Banco de la República para abastecer la caja de la sucursal en Bolívar del Banco Cafetero. En el paraje Primavera me atracaron, y el juez que investigó el atraco sacó como conclusión que no era un atraco sino que mi compañero y yo nos habíamos robado el dinero. Me detuvieron, y afortunadamente cambiaron al juez por todas las negligencias que encontraron en el proceso, investigaron el atraco, mataron uno de los atracadores, detuvieron a otros dos, los condenaron, pero ya nos habían hecho el daño moral a nosotros”.

- ¿Ha pensado en dejar a Medellín?
- “Lo he pensado, pero me he arrepentido y no el tomado la decisión de hacerlo”.

- ¿Un trío?
- “Déjeme decirle dos: Los Románticos y el Trío Vino Blanco”.

- ¿Un dueto?
- “También le digo dos: Nueva Gente y Arboleda y Valencia”.

- ¿Un compositor?
- “El hijo de Eusebio Ochoa”.

- ¿Un cantante?
- “Carlos Julio Ramírez”.

- ¿Una canción?
- “El camino de la vida”.

- ¿Tuvo alguna estrategia para impresionar novias?
- “Sí, les cantaba mis canciones”.

- ¿Hasta donde es irracional la violencia?
- “Todo acto violento es irracional”.

- ¿Es completamente feliz?
- “Soy feliz, simplemente”.

- ¿Se angustia con facilidad?
- “Mas bien digamos que me angustio con dificultad”.

- ¿Toma sus decisiones con la cabeza o con el corazón?
- “Trato de que sean con las dos cosas, pero es muy difícil lograrlo”.

- ¿Busca el horóscopo para conocer que dice Leo, su signo zodiacal, en el día a día?
- “Una o dos veces, por curiosidad, he leído el zodíaco”.

- ¿Ha sido fácil su labor?
- “No, muy difícil. Mi vida ha sido difícil, es decir, llegar adonde he llegado, realizarme no ha sido fácil”.

- ¿Entonces, se siente realizado?
- “Sí, me siento realizado. Considero que soy un hombre de bien con mi trabajo, por la lucha por la defensa de los derechos de los compositores y la huella que han dejado mis canciones, y la familia que he construido, considero que soy una persona realizada”.







Siguenos en:  version_movil


Cultural

Retrato de una realidad

Los finalistas de la categoría Imagen conversaron sobre el enfoque y el contenido de sus productos periodísticos, que llegaron a la etapa final de tres rondas de evaluación.ver más

Cultural

La pasión que escribe historias

Los finalistas de la categoría Texto dialogaron con la periodista argentina Josefina Licitra sobre la experiencia de narrar temas que van desde el secuestro hasta el suicidio y la problemática ambiental.ver más





CUÉNTANOS TU EVENTO

Si en tu cuadra, en tu barrio, en tu unidad o en tu universidad están organizando algún evento y quieres que la ciudad lo sepa, cuéntanos.

 SERVICIOS
      CLIMA      24° - 14°
      INDICADORES ECONÓMICOS
Café: 1,9335   Dólar: 2.022.00
DTF: 4,35   Euro: 2.576,37
Petróleo : 91,16   UVR: 214,0464
   OTRAS NOTICIAS
  EDICIONES ANTERIORES

NUESTROS COLUMNISTAS
Miercoles , 1 de Octubre de 2014
El voto obligatorio
Jorge Mejía Martinez

Inhumanidad carcelaria
Danny García Callejas

Los incapaces
Tomás Castrillón Oberndorfer







Prohibida su reproducción total o parcial. La traducción a cualquier idioma está permitida estrictamente para usos pedagógicos y debe citarse la fuente. Reproduction in whole or in part is forbidden. Translation in any language is permitted strictly for pedagogic uses without permission written, and sources must be mention.
Webmaster: webmaster@elmundo.com - Contáctenos en la Calle 53 #74-50 Barrio Los Colores en Medellín - Colombia - Teléfono (574) 2642800
Diseño y desarrollo: comprandofacil.com