Jueves 22 de Diciembre de 2016    Actualizado 3:16 pm.

Recordando a:
Manuel Oltra
11 de Abril de 2008


La producción de Manuel Oltra como compositor es extensa y variada e incluye casi todos los géneros: “lieder” y obras de cámara, obras corales “a cappella” o con acompañamiento instrumental, obras sinfónicas y numerosos arreglos de música tradicional para diferentes conjuntos.


Manuel Oltra es uno de los compositores catalanes más importantes del siglo pasado. Su obra es extensa, de calidad y diversa.

Jorge Hernán Arango*

Presentamos hoy a uno de los más grandes compositores catalanes del siglo XX, el maestro Manuel Oltra. Su música ha sido grabada entre muchos intérpretes por la Polifónica de Puig-Reig, dirigida por el maestro Ramón Noguera, quienes estuvieron en Medellín en el año 1998, participando en el Festival Coral de Medellín hoy llamado José María Bravo Márquez.

Manuel Oltra i Ferrer nació en Valencia en 1922, pero ese mismo año la familia se trasladó a Lérida y luego a Barcelona. Ha sido catedrático de armonía, contrapunto y formas musicales del Conservatorio Superior Municipal de Música de Barcelona desde 1959 hasta 1987, donde también ejerció de subdirector (1973-1981). Su actividad pedagógica ha dejado una importante huella en toda una generación de músicos, entre los que se encuentran figuras muy representativas del mundo musical actual.

Ha sido director de varias agrupaciones artísticas y folclóricas y es solicitado a menudo para impartir cursillos y clases magistrales sobre distintos aspectos de la práctica y la enseñanza musicales.

En 1994 recibió de la Generalitat de Catalunya el Premio Nacional de Música en el apartado de composición y el Premio Nacional de Cultura Popular y Tradicional igualmente en el apartado de música.

Junto a la citada labor académica, su dedicación profesional ha tenido una fuerte vinculación con el mundo coral y el de los grupos de coros y danzas, aunque su amplio conocimiento de la música universal lo ha llevado a cultivar casi todos los géneros musicales: música de cámara, música sinfónica, obras corales “a capela”, música sinfónico-coral, etc. Así, con la perspectiva de toda la música llega a la música catalana en su timbre más característico la cobla 1y en su expresión más genuina: la sardana2.

Como compositor cuenta con un número considerable de obras, algunas de ellas premiadas. Cabe destacar la Sonatina per a flauta i piano, la Sonata per a violoncel i piano, la colección de Lieders per a cant i piano sobre textos de Federico García Lorca, el ballet sinfónico Mortis saltatio, el Psalmus brevis para coro y orquesta. Podemos aún destacar su numerosa e importante producción coral, armonizaciones de canciones tradicionales, obras originales, la suite coral Andaluza y la obra el Bestiari sobre un texto poético de Pere Quart, que es un conjunto de obras corales que reflejan actitudes y características de diversos animales e insectos empleando maneras imitativas y, a veces, un tanto caricaturescas.

Se considera a Manuel Oltra un continuador directo de los clásicos de la música de cobla. Nombres como Eduard Toldrà, Ricard Lamote de Grignon i, sobre todo, Joaquim Serra, con quien compartió interesantes vivencias musicales en su juventud, se convirtieron en auténticos referentes con categoría de maestros. Su producción musical en general se caracteriza por el equilibrio de proporciones en todos los sentidos, tanto en el momento de crear estructuras inhabituales como en el momento de desarrollar esas formas ya establecidas. El equilibrio entre unidad y variedad, el equilibrio entre tensiones y distensiones, la búsqueda del punto álgido en el momento oportuno (sección o proporción áurea) son algunos de los elementos que a menudo comenta Manuel Oltra cuando habla de música en general y de su propia música en particular, donde el tratamiento instrumental acostumbra a tener un cierto carácter camarístico: dice que la economía de medios en la instrumentación le proporciona más posibilidades en cuanto a combinaciones tímbricas. Las armonías utilizadas tienen a menudo un cierto regusto postimpresionista: la inquietud tonal junto al carácter modal que respiran muchas de sus ideas o frases musicales, producen, a veces, curiosas simbiosis armónicas.

La producción para cobla de Manuel Oltra contempla, además de la armonización de un centenar de ballets tradicionales catalanes, una docena larga de obras de concierto de forma, extensión e instrumentación varia y un catálogo de sardanas que, actualmente, consta de 36 títulos. Su constante inquietud lo ha llevado a valerosas investigaciones tímbricas muy logradas, fue el primero que combinó la cobla con instrumentos ajenos a los de la formación tradicional y a exitosas especulaciones rítmicas.
* Director del Ensamble Vocal de Medellín.


Prohibida su reproducción total o parcial. La traducción a cualquier idioma está permitida estrictamente para usos pedagógicos y debe citarse la fuente. Reproduction in whole or in part is forbidden. Translation in any language is permitted strictly for pedagogic uses without permission written, and sources must be mention.
Webmaster: webmaster@elmundo.com - Contáctenos en la Calle 53 #74-50 Barrio Los Colores en Medellín - Colombia - Teléfono (574) 2642800