Y otra niña maltratada, abusada, asesinada

Autor: Álvaro González Uribe
7 octubre de 2017 - 12:09 AM

Los detalles sobre víctimas, victimarios y circunstancias son de pasmosa similitud. Es como repetir y repetir la misma película de terror

Apenas hace dos semanas escribí sobre el maltrato, abuso sexual y asesinato en Medellín del pequeño Miguel Ángel de tan solo dos años. Escribí que hacía cerca de cinco meses ya me había referido en otra columna al maltrato, abuso sexual y asesinato de Sarita en Armero-Guayabal, Tolima. Escribí que quizá mis lectores se iban a cansar de que opinara tan reiteradamente de lo mismo porque, además, lo he hecho en numerosas ocasiones desde hace varios años. Escribí que no me importaba si se cansaban, pero que seguiría escribiendo sobre el maltrato y el abuso contra nuestros niños y niñas.

Lea también: El cielo puede esperar

Pues qué pena cansarlos pero sigo porque se acaba de repetir esta tragedia y al parecer seguirá repitiéndose.

(Es que a veces uno no escoge los temas de las columnas sino que los temas lo escogen a uno. Cuando se tiene especial sensibilidad sobre ciertos hechos es imposible no escribir sobre ellos una, nueve y las ocasiones en que sea necesario).

¿Cómo no voy a gritar mi dolor sobre otra niña, Luciana Cardona de cuatro años, maltratada, violada y asesinada hace apenas dos semanas (a las dos semanas de Miguel Ángel) en el municipio de Girardota, Antioquia? ¿Cómo voy a callar mi indignación, dolor, desconsuelo e impotencia ante un caso tan aberrante que, además, dentro del horroroso drama individual que significa es apenas uno entre miles similares que se siguen presentando cotidianamente en Colombia, unos denunciados y otros no, unos publicados en la prensa y otros no?

Sarita de tres años en Armero-Guayabal, Miguel Ángel de dos años en Medellín, Luciana de cuatro años en Girardota. Maltratados, abusados y asesinados. Y eso que no me referí al brutal maltrato y asesinato de Cristopher de un año y medio ocurrido hace dos meses en Medellín ni a decenas de casos semejantes que salen en las noticias y que se van volviendo cifras hasta que otro hecho parecido estremezca dadas sus características o cercanía.

El patrón de esos crímenes es casi siempre igual: señales de maltrato muchas veces advertidas por vecinos que no reparan en los hechos o no les importan o les da temor denunciar, y autores que por lo general son los padres, padrastros, familiares muy cercanos o adultos a cargo de las pequeñas víctimas.

Para escribir esta columna investigué sobre noticias de maltrato y asesinatos de niños en Colombia, y aunque es una situación que conozco por las razones personales que ya anoté, quedé perplejo: Son cientos de hechos de este tipo en varios años. Y lo peor: los detalles sobre víctimas, victimarios y circunstancias son de pasmosa similitud. Es como repetir y repetir la misma película de terror.

Lea también: Niños de Colombia

Entre enero y agosto de 2017 se han registrado en el Icbf 7.106 casos de maltrato infantil en toda Colombia, es decir, 29 casos diarios (solo los registrados). Y, horror: Las cifras se vienen incrementando cada año. Es claro: No hay una política pública de Estado eficiente para proteger a nuestra niñez. No voy a negar los esfuerzos, pero las cifras son serias y contundentes (http://caracol.com.co/radio/2017/09/19/nacional/1505779267_794426.html).

¿Y la sociedad? Tampoco voy a negar que cuando maltratan y asesinan a las Saritas, a los Miguel Ángeles y a las Lucianas la sociedad cercana del barrio o del pueblo no se indigna. Lo hace, llora, reclama, marcha. Pero los entierros, los llantos, los sermones de los sacerdotes y las marchas pasan rápido y se vuelven periódicos de ayer arrugados como los corazones por unos días. Hasta que al poco tiempo cerca o lejos se revele otro caso fatal.

Cuando hace cinco meses escribí la columna sobre el brutal trato y asesinato de Sarita, era casi seguro que los maltratos y abusos sexuales contra Miguel Ángel y Luciana ya habían comenzado. Cuando hace dos semanas escribí la columna sobre Miguel Ángel, hoy se sabe que Luciana ya estaba en sus últimos días de vida en medio de abusos y golpes. Terrible.

Lo invitamos a leer: 16.243 puñetazos en la cara

Pero hay algo más terrible que ese ‘terrible’: Al momento de escribir esta columna y de usted leerla, amable lector, cientos de niños y niñas en Colombia están siendo abusados y maltratados (cierre los ojos) y muchos de ellos terminarán asesinados en similares circunstancias a las de Sarita, Miguel Ángel y Luciana y miles más. ¡Ay Colombia con tus cosas, a veces no pareces un país sino una herida!

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Colombia por la equidad, niñez colombiana, niño Katío
Población /

Colombia por la equidad. Unidos por la niñez

On stage de la Institución Educativa Hard Rock Taller
Música /

On stage, puerta al estrellato de los ensambles más maduros del HRT 

Juan Camilo Chávez, titán de la educación
Mundo Estudiantil /

Juan Camilo Chávez, un maestro titan de la educación tecnológica

Premiación del Concurso de ensayo histórico - crítico para pensar en el arte de Medellín.
Mundo Literario /

Implosión en el gallinero, texto ganador del Concurso de ensayo 

Imagen de crónicas de indias
Palabra & Obra /

Girolamo Benzoní y tantos moscos que pican (sobre la leyenda negra)

Artículos relacionados

Perdón, Sarita
Columnistas

Perdón, Sarita

También son maltratados y asesinados por causa de desnutrición y enfermedades miles de niños en todo el país.

Lo más leído

1
Política /

Panorama político

De todo un poquito pasó en la política colombiana en la semana que termina y que resumimos en nuestro...
2
Columnistas /

Atrapado y sin salida 

Para el presidente Duque, para las bancadas del nuevo Frente Nacional, para los corruptos, la verdad es la...
3
Columnistas /

Ni amplificación, ni unificación de períodos

Las elecciones que todas las democracias realizan a mitad del período presidencial, son un termómetro...
4
Política /

En Envigado hay obras por todas partes

El gobierno de Envigado trabaja con prioridad en solucionar las dos únicas problemáticas que afectan a...
5
Columnistas /

Requiem por Sears Roebuck

La historia de Sear’s en el mundo del comercio es fundamental para entender la evolución del...
6
Cazamentiras /

Corpus Christi, el falso estreno que se hizo viral en redes

Una falsa cadena que llama a boicotear el estreno de la película Corpus Christi en Colombia circuló entre...