Mortandad de institutos

Autor: Diana Sofía Giraldo
11 junio de 2018 - 12:09 AM

El Estado se convirtió en un bosque de  institutos, que dificultó la administración pública más de lo que estaría sin ellos

La fórmula enunciada en 1886 era sabia : centralización política y descentralización administrativa. Pero desgraciadamente no se aplicó a plenitud, entre otras cosas porque las malas experiencias del federalismo de la Constitución de Rionegro dejaron al país temeroso de las experiencias de nueve Estados soberanos e independientes  unidos por unos débiles lazos políticos.
Ese temor se arraigó hasta bloquear aun  los casos extremos, que pedían descentralización administrativa, porque la unidad política ya estaba garantizada.
Pero con el crecimiento del Estado, su intervencionismo  y la complejidad de los problemas nuevos, que aparecían todos los días, fue evidente la necesidad de un mecanismo que aflojara la rigidez con que venía aplicándose la fórmula centralista.

Lea también: Toma de las instituciones
Se pensó entonces en otro tipo de descentralización, que   olvidara  lo territorial para buscarla en las funciones. Así, separados del tronco central, se cumplía una parte del objetivo, al crear unos entes administrativos con operación más ágil que el Gobierno Nacional, y entregarles atribuciones  para ejercer con procedimientos descompilados.

Comenzó de esta manera la explosión de la natalidad de los institutos descentralizados, como entidades independientes con patrimonio propio e independencia para actuar en su campo. Y ahí se pasó al otro extremo. El número de los institutos descentralizaos subió desaforadamente. La eficacia de los primeros aumentó el frenesí hasta el punto de medir el éxito de los gobernantes por la cantidad de institutos que creara.
El Estado se convirtió en un bosque de  institutos, que dificultó la administración pública más de lo que estaría sin ellos. Vino la destorcida. Y ahora estamos ante un tema de superpoblación de entidades descentralizadas que obliga eliminar muchas si no queremos que devoren presupuestos y enreden trámites, sin beneficio distinto de alimentar  burocracia. Ahora la gloria administrativa no la gana quien funde más institutos, sino   quien elimine más de los que atosigan la vida administrativa y alimentan la burocracia.
Pero no resulta nada fácil. Los institutos descentralizados se niegan a morir. A su alrededor se urdió una maraña de relaciones cuya desaparición afecta muchos sectores. La  nómina que crece velozmente es un bocado clientelista suculento y forma una concha protectora casi impenetrable. El argumento de que se está acabando con la descentralización tiene tantos sofismas que  desanima a los gobiernos ante la cantidad de conflictos laborales  que se desatan.
Y, sin embargo hay consenso sobre la necesidad de   esa limpieza interna. Algún valiente se decidirá a racionalizar  el exceso de entusiasmo fundador de establecimientos públicos que puso de moda responder a cada necesidad del país creando una institución nueva y asignándole la responsabilidad de  arreglarla.
Al final quedan la necesidad sin remediar, el presupuesto inflado, la burocracia en aumento y un frente adicional por atender: el instituto creado para arreglar el problema. Ojalá tengamos pronto unos cuantos de los más inútiles  liquidados del todo. Ojalá  no se le ocurra a algún ingenio innovador crear un instituto especial,     para que administre el cementerio   de los llamados a desaparecer…

Lea además: Cimientos inestables

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Funcionamiento del PAE en Antioquia
Mundo Estudiantil /

El PAE inicia un nuevo camino

Salto del Tequendama
Ciclismo /

El Salto del Tequendama continuó la lucha de los escaladores

Somos calentura
Palabra & Obra /

Somos calentura: con el sinsabor de la supervivencia

Jorge Amado
Palabra & Obra /

Cacao, una novela social

La gira de Destruction
Palabra & Obra /

Destruction, viejaguardia del thrash metal

Lo más leído

1
Política /

No somos unos leprosos para aspirar a la alcaldía

Los concejales de Medellín, Fabio Rivera, Jesús A. Echeverri, Aura M. Arcila y Carlos Zuluaga fueron...
2
Columnistas /

Situación de control en las S.A.S. unipersonales

Si bien el decreto tiene un fin válido, cual es lograr el registro de la situación de control de los...
3
Política /

Senador Iván Agudelo arma rancho aparte

Anda consiguiendo candidatos para afrontar la campaña territorial en Antioquia y Medellín. Ya se deja ver...
4
Cazamentiras /

La falsa carta de despedida escrita por Gabo

Desde hace más de una década, usuarios en internet han difundo un texto bajo el nombre de Gabriel García...
5
Fútbol /

Técnicos colombianos le ganan el pulso a los extranjeros

Equipos no favoritos históricamente dominan el torneo Finalización, mientras los “grandes” luchan por...
6
Política /

Panorama político

El contraste a la cosecha de divorcios políticos que se presentó en las últimas semanas en Antioquia, lo...