Mamados

Autor: Pedro Juan González Carvajal
1 julio de 2019 - 10:01 PM

Dice el título de esta columna, “Mamados”, y es así. Yo por lo menos estoy hasta la coronilla de oír hablar, o más bien despotricar

Medellín

Pedro Juan González Carvajal

Cada que vivimos un invierno fuerte como el actual, y fuera de las calamidades tristes que afectan a miles de colombianos a lo largo y ancho del territorio nacional, se nos desnuda una verdad que no queremos reconocer o que no hemos alcanzado a dimensionar: a pesar de  todos los esfuerzos, somos un país estructuralmente no competitivo, ya que después de cada época invernal, hay que reconstruir media infraestructura vial, y no nos pasa lo mismo con la infraestructura férrea, porque no existe. Y así no se puede ni hablar de competitividad ni mucho menos ser competitivos.

Lea también: Cultura y vida

Y es que resulta elocuente lo que pasa con la llamada vía al Llano: va un poco más de un cuarto de siglo bregando a terminarla y no hemos podido, metiéndole y metiéndole plata para que cada tanto los derrumbes, como en el suplicio de Sísifo, obliguen a que hay que volver a empezar. Y lo que pasa es que la solución no es otra que abandonar este proyecto y hacerlo por otro trayecto donde los suelos lo permitan. Así de duro y de radical como suena. De otro modo, los costos de reconstrucción periódicos, sin dimensionar ni cuantificar los costos de oportunidad, nos seguirán llenando de frustraciones. Y esta reflexión para una vía del orden nacional se aplica también para las vías de Antioquia, hoy y siempre semi destruidas o destruidas en cada invierno, pero hay que reconocer que no hay peor ciego que el que no quiere ver.

Dice el título de esta columna, “Mamados”, y es así. Yo por lo menos estoy hasta la coronilla de oír hablar, o más bien despotricar, a los amigos o a los enemigos del senador Uribe. De oír hablar de Santrich. De oír hablar de las fumigaciones con glifosato. De oír hablar de la corrupción. De oír hablar de la inexistente lucha contra la corrupción. De oír hablar de falsos positivos (viejos y nuevos). De oír hablar del desempleo. De oír hablar de la ineficiencia e ineficacia de nuestra Justicia. De oír hablar de la institución más desprestigiada de todas, el Congreso Nacional. De oír hablar en contra de las Altas Cortes. De oír hablar del narcotráfico. De oír hablar de la JEP. De oír hablar de lo mala que es nuestra educación. De oír hablar de los pecados de la Iglesia. De oír hablar a nuestros expresidentes. De oír hablar a nuestros fiscales. De oír hablar del proceso de paz. De oír hablar de lo buenas que son las series de Netflix. De oír hablar de los realities y los concursos en la televisión.  De oír hablar de Trump. De oír hablar de China. De oír hablar de Putin. De oír hablar de Corea del Norte. De oír hablar de Irán. De oír hablar de las dietas. De oír hablar de los feminicidios. De oír hablar de los asesinatos de niños y niñas. De oír hablar de la muerte de líderes sociales. De oír hablar de la intolerancia rampante. De oír hablar del cambio climático. De oír hablar del deterioro ambiental. De oír hablar de la inocua lucha contra las drogas. De oír hablar del Código de Policía. De oír hablar de Odebrecht, entre un sinfín de asuntos más.

Está bien que los romanos se tomaran muy en serio aquello de lo de “Pan y circo”. Sin embargo, en Colombia se nos ha ido la mano en la escasez de pan y en la mala calidad de los payasos.

Pasando a otro asunto, todos nos apesadumbramos, y cómo no, con la tragedia de Notre Dame, hace ya algunos meses. Sin embargo, echándole cabeza a las grandes tragedias históricamente registradas en la humanidad, en distintos momentos de tiempo, no tiene punto de comparación con lo que perdió la civilización humana con el incendio de la Biblioteca de Alejandría, el repositorio más importante del mundo antiguo del cual quedaron algunos textos, algunas reseñas y muchas cenizas.

Hoy el gran repositorio mundial es Google y es la entidad más respetada y empleada en el momento actual. Cualquier cosa que a uno se le ocurre averiguar, está ahí, disponible, a la velocidad de la luz y sin ningún costo. La tecnología ha posibilitado que nos alejemos de la escritura manual, del cálculo mental y de la disposición a investigar de manera elemental, al menos en las bibliotecas.

¿Qué pasaría si por alguna circunstancia Google dejara de funcionar? El incendio de la Biblioteca de Alejandría parecería, en perspectiva, una simple candelada y los humanos usuarios quedaríamos un poco rezagados ante la dependencia que hemos adquirido con este tipo de herramientas tecnológicas, haciendo que algunas destrezas de base hayan sido lamentablemente abandonadas.

Le puede interesar: Si por aquí llueve…

Decía Einstein que, al morir, quien muere no se da cuenta que está muerto. Lo mismo sucede con los estúpidos: Son estúpidos y no se dan cuenta que son estúpidos. ¡Paciencia!

 

Compartir Imprimir

Comentarios:

juan guillermo
juan guillermo
2019-07-02 22:45:42
el amigo y admirado profesor, DR PEDRO JUAN, exrector de la CENTENARIA UNIREMINGTON, es un noble tribuno que siempre ha llamado las cosas, por su nombre, obligando al lector de sus interesantes cronicas a leerlas y relerlas, si quiere cada vez, comprender mejor el motivo de su mensaje...que a veces es muy duro y de pronto, hasta nos podemos sentir un poco ofendidos por su crudeza de decir la verdad, pero yo creo que no es para menos, mientras la la mitad de la poblacion pasa fisico hambre, la mas grande y poderosa multinacional criolla, hipoteca la patria, con la ayuda de la naturaleza, mas los contratos amañados, de los diferentes gobiernos de turno, que por espacio de 25 años, entregasn, regalan, renuevan...mas y mas contratos, de la famosa via al llano, cada vez peor y mas deslizada, no importa que se caigan los puentes, a pesar de que los acueductos romanos, sus carreteras y caminos, que todos conducen a la ciudad eterna, esten todabia en pie, perfectos, como sus acueductos...sus coliseos...a nosotros se nos cae una acera...pero no hay problema, la patria paga, otro contrato, el que se opone, cianuro con el,lo unico que importa es subir el ranquin de la revista forbes, que clasifica los magnates que dominan el mundo economico, a pesar de que el mundo registra mas de 2000 dosmil millones de personas que viven por debajo de la linea de pobreza mundial, con menos de 2 usa dolares al dia, mientras otros pagan hoteles en el caribe, de usa 10mil por cada noche...sin alimentacion incluida, sin bar abierto...la botella de vino mas barata cuesta usa 1000 dolares...ademas, la brasilera ODEBRECHT, Y SU FILIAL NAVELENA, ya no conocen su socio criollo, ...son cosas del pasado...ya los monopolios de las comunicaciones olvidan este pequeño impase, este incomodo socio, que repartio en efectivo miles de millones de usa dolares en efectivo, y solo la patria no ha recibido la multa de compensacion por los daños recibidos, a pesar de que las modernas bovedas de corficolombiana fueron testigos mudos de las enormes comisiones recibidas....y tambien los muertos, que este dinero sucio ha costado...pobre RAFA...ya nadie le reza un padrenuestro...pero olvidan los cacaos criollos, que el santo evangelio, no ha cambiado, la sangre de los sacrificados clama al cielo, el rector se queda corto, a pesar de ser un hombre brillante y probo, excelente educador, justo hasta la medula en sus deciciones, yo soi testigo....pero olvido decir que ademas de estupidos, volvemos a votar por los mismos...nos anestesiamos, votamos y votamos y ellos votan el cel o cambian el numero....despues vienen las LAMENTACIONES DE SAN LORENZO...AL MAL LO LLAMAN BIEN....ISAIAS 5....LA CORRUPCION DE LO MEJOR ES LO PEOR...PERO LA JUSTICIA DIVINA NO RECIBE MERMELADA, SE DEMOSTRO EN CHIRAJARA....COMO LA CANCION MEXICANA...EL PUENTE ROTO....AHORA ES TODA LA VIA...PERO LOS CONTRATOS NO TIENEN CLAUSULA DE SANCION, POR MALA CALIDAD...LAS MONTAÑAS SE VEN DESDE LAS TOMAS AEREAS, SIN UN SOLO ARBOLITO....PREGUNTEMOS A LA NARCOGUERRILLA, PARA QUE LOS TUMABARON O LOS ARRAZARON....LA PATRIA BOBA...EL RECTOR PEDRO JUAN TIENE TODA LA RAZON....REFICAR, INTERBOLSA...LAS 4GS...NAVELENA....CORFICOLOMBIANA, ASI SOLO LE COBREN A LOS INTEGRANTES DE LA JUNTA DEL BANCO AGRARIO...DEMOSTRANDO QUE LA SOGA SE REVIENTA POR DONDE LA MASCA LA PERRA...QUE ESTRUPIDES...LA PATRIA BOBA....AMANECERA Y VEREMOS...DIJO EL CIEGO BUENO...EL OTRO SE ABRIO...PARA BIEN DE LA PATRIA, OJALA SE QUEDE PERDIDO....SI QUIERA SE MURIERON LOS ABUELOS...JRO....
Andrés Elías
Andrés Elías
2019-07-02 09:28:24
Bastante serio este tema, no solamente para pensar, sino para otear qué se puede hacer?
Edgar
Edgar
2019-07-02 07:40:42
Está bién, como para pensar un ratito.

Destacados

Carlos Vives
Columnistas /

Para adelante y para atrás

El Mundo inaugura
Columnistas /

EL MUNDO fue la casa de la cultura de Medellín

Mabel Torres
Columnistas /

Firmas y responsabilidad

Guillermo Gaviria Echeverri
Columnistas /

La desaparición de EL MUNDO

Fundamundo
Columnistas /

Mi último “Vestigium”

Artículos relacionados

Lilia Di
Columnistas

Aire fresco

Ojalá el “rating” sea generoso y demuestre que con producciones livianas que hacen reír o al menos sonreír, se logra estimular una catarsis colectiva, en medio...

Lo más leído

1
Ciencia /

Los demonios que se esconden tras la ciencia

La ciencia avanza y nuevas tecnologías se crean, junto a ellas vienen grandes oportunidades, pero también...
2
Columnistas /

¿Migrar o emigrar? ¿E inmigrar qué?

Migrar, emigrar e inmigrar hablan de la misma realidad, pero no por ello son sinónimos. Las diferencias...
3
Latinoamérica /

"Desabastecimiento aumentará en Venezuela ante baja de precios"

La Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos de Venezuela ordenó este fin...
4
Columnistas /

¿Va mayúscula después del signo de interrogación?

“¿Cuándo estaba pequeño usted bailó y jugó con la ronda infantil que rezaba ‘la colita es mía, es...
5
Mundo Estudiantil /

Alerta ante riesgo de emergencia educativa agravada por la covid-19

El golpe económico causado por la pandemia en países de bajos ingresos o en conflicto armado, como...
6
Religión /

Somos los discípulos de Emaús

Homilía sobre la fe en la resurrección en tiempos de pandemia, a propósito del diálogo de Jesús y los...