¿Hay bifurcación en la familia, la sociedad, la educación de hoy?

Autor: Lucila González de Chaves
8 febrero de 2018 - 12:10 AM

¿Cuándo resolvimos que era más efectivo intensificar el conocimiento, en detrimento de la formación del SER?,

Hasta hace pocos años, la educación era holística, es decir integral; y eso lo entendía, lo asimilaba y lo exigía tanto la sociedad como la familia. Teníamos que esforzarnos en dar conocimientos, sí; pero, sobre todo, intensificar el cuidado y cultivo del alma, del corazón, del carácter de los niños y jóvenes.
¿En qué momento se bifurcó el exclusivo objetivo de “educar”? ¿Cuándo resolvimos que era más efectivo intensificar el conocimiento, en detrimento de la formación del SER?, ¿y que ganar las pruebas del Saber y todas las demás competencias y demostraciones de conocimientos eran la cima que se tenía que alcanzar en la educación?
Dizque los puntajes altos en el conocimiento eran el índice de la excelencia EDUCATIVA…
Hemos dedicado todos los esfuerzos y todas las metodologías al SABER…, y en su pro, todas las filosofías educativas de gobernantes y maestros….
Y, ¿el SER?.... ¿Sabemos algo sobre el ineludible compromiso de educar el SER?
 Se nos olvidó que para darle sentido al SABER y encaminarlo provechosamente, primero hay que SER; y que lo que necesitamos hoy es gente que sepa SER, no tanto SABER. 
Por esta bifurcación ahondada cada vez más por el miedo al compromiso, a las amenazas, muchas de ellas, mortales, y por no aplicar normas serias y hacerlas cumplir, y sancionar cuando la falta de ellas hiere hondamente el alma, la personalidad, la dignidad, las mínimas normas de convivencia en esta sociedad desvalida; por ello, por esa flexibilidad, nuestras familias, la educación, la sociedad… y todo en Colombia se está derrumbando….
Se esfumaron el buen ciudadano, el honrado político y el gobernante, el amable compañero, el cómplice gentil de todos los momentos, el vecino educado, el adolescente dispuesto a respetar y a colaborar en la formación de su carácter, el niño inocente, atento a recibir lecciones de vida. Hoy, casi todos los colombianos, son, al decir de Dostoievski, “seres humillados y ofendidos”.
Detengámonos en esa loca competencia por puntajes de saber y elijamos, organicemos puntajes de respetuosos hijos de familia, de ejemplares miembros de la sociedad, de compañeros fraternos de estudio y de diversión, de ciudadanos que no fomenten actos horripilantes…

Puede interesarle: Resiliencia
No desconozco que hay mucha planeación oficial y privada, y miles de conferencias sobre la “convivencia”, (teorías éticas, religiosas y filosóficas sobre ese sustantivo), pero poca ejercitación en el acto de “convivir”. Hagamos de este verbo un verdadero objetivo de la educación; vivifiquemos ese logro con ejemplos, estrategias, ejercitación…y no con retóricas repetidas hasta el cansancio.
Que “convivir” sea el VERBO núcleo de nuestros esfuerzos educativos como padres “realmente presentes en la vida de los hijos”, como maestros, como dirigentes de una sociedad, como religiosos, como vigilantes para que se cumplan las normas y se aplique justicia.
Hoy, tenemos que enseñar a decir: ¡NO! 
Antes, nos enseñaban a decir ¡SÍ!, porque había que aprender a obedecer para, más tarde, saber mandar; porque “había que respetar a los mayores”, escuchar sus consejos y lecciones y ejemplos de vida; había que colaborar con los compañeros de estudio, con los amigos, los vecinos y con todos cuantos nos necesitaran…. 
Pero, era que ¡se podía creer en el otro!
Hoy, por la puerta del “SÍ” han penetrado todos los males, al amparo de las consignas de contemporizar, de perdonar, de comprender, de tolerar, socializar, fraternizar, de “vivir y dejar vivir” porque se impone el mandamiento de: “el libre desarrollo de la personalidad es sagrado”. Por la puerta del SÍ a los celulares, a la TV, a Internet, a las malvadas redes sociales; por esa puerta del debilitamiento del carácter – digo - ha penetrado en el ser humano la ruina de su capacidad de decisión y el respeto por sí mismo y por los demás, y lo ha convertido en un robot, ya sin capacidad de discernimiento.
Del “dejar hacer y el dejar vivir” emana la flexibilidad de todos cuantos tienen la investidura de la autoridad, que ya solo alcanzan a pedirle a una sociedad herida de muerte que “comprenda y que perdone” y a los otros, que pidan perdón, ¡qué facilismo!; han olvidado que uno de los pilares de la moral, del compromiso, de la decencia, del respeto es la sanción, acomodada a las características de la falta, del pecado, del crimen.
En estos cruciales momentos, tenemos que reaprender a asumir nuestra culpa en palabras, en acciones, en opciones de vida, y las consecuencias de ella; y, muy importante, a aceptar el castigo. Y no estoy hablando de la ley del talión. 

Lo invitamos a leer: Experiencias y recuerdos

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Lucía Estrada
Literatura /

Lucía Estrada presenta Katábasis

Ezequiel López Peralta.
Artes Escénicas /

Ezequiel López Peralta en un show reflexivo sobre el sexo

Robi Draco Rosa
Música /

Robi Draco Rosa, entre Lo sagrado y lo maldito

Incendio Comuna 1
Territorio /

Bomberos atienden incendio forestal en Comuna 1 de Medellín 

Corte Constitucional
Justicia /

Corte Constitucional analiza "fast track" en plenaria

Artículos relacionados

Saquen una hojita…. Primer punto
Columnistas

Saquen una hojita…. Primer punto

A “un excelente maestro” todo lo físico le sirve como material de enseñanza, como herramienta de formación integral del alumno.

Lo más leído

1
Columnistas /

Evaluar para aprender. ¿Si no para qué?

Si el sentido de la evaluación es el aprendizaje, es importante retomar la pregunta fundamental de qué es...
2
Columnistas /

Recusación peliaguda

Cuando los pronósticos que se daban hacían ver que todo se oficializaría rápidamente, la tardanza está...
3
Columnistas /

El clímax de la frivolidad

Varios episodios recientes me hacen temer que sea largo el camino del nuevo gobierno hacia un nuevo rumbo.
4
Columnistas /

4 consejos para escribir en Facebook

Pongan punto final. Ponerle punto final a un texto es tan importante como ponerles punto final a esas...
5
Ciclismo /

Fredy Montaña le hizo honor a su apellido y se impuso en El Picacho

Fredy Montaña se quedó con uno de los puerto de montaña más míticos y altos del país y le entregó al...
6
Fútbol Colombiano /

Inició la inscripción para La Liga Pony Fútbol 2018

El programa también contará con talleres que involucrarán a las familias, vecinos y niños menores de 9...